Tenis · Roland Garros

Nadal, no hay diez sin once

  • El balear busca ampliar su leyenda con un undécimo título sobre la tierra de París

  • Sólo podría cruzarse con sus principales rivales, Thiem, Djokovic y Zverev, en una hipotética final

Nadal muerde el trofeo romano. Nadal muerde el trofeo romano.

Nadal muerde el trofeo romano. / EFE

Un undécimo Roland Garros, ni más ni menos: eso buscará Rafael Nadal las próximas dos semanas en París, cuando intente asaltar una vez más su torneo fetiche en una carrera en la que compite ya contra sí mismo. El español, que el año pasado se convirtió en el primer jugador en ganar diez veces el mismo Grand Slam, llega a la capital francesa en plena forma tras ganar los títulos de Montecarlo, Barcelona y Roma.

Una imagen clásica, desde luego, pero no menos notable después de la lesión en el psoas ilíaco que sufrió a principios de la temporada, durante el Abierto de Australia, y que lo dejó sin acudir Acapulco, Indian Wells y Miami. Al regresar, sin embargo, el balear no ofreció dudas sobre su nivel y ganó su undécimo título tanto en la capital catalana y después en el principado. Unas semanas más tarde, consiguió su octavo trofeo en el Foro Itálico. "Desde que volví he jugado bien, he disputado muchos partidos y he tenido éxito", expresó Nadal, que no se fía pese a su buen momento: "Cada torneo es diferente y estoy aquí para dar lo mejor de mí y e intentar ser muy competitivo", añadió el campeón de 16 Grand Slam.

En la gira sobre polvo el mallorquín sólo tropezó en Madrid, cuando el austriaco Dominic Thiem cortó en cuartos de final una racha de 21 triunfos sobre esta superficie (y 50 sets seguidos ganados), recordando al mundo que el rey de la arcilla no es imbatible. A esa esperanza, que suele ser más pequeña cuando los encuentros se disputan al mejor de cinco sets, se aferra no sólo Thiem, sino también el alemán Alexander Zverev, quien asoma como el otro gran rival de Nadal en la Porte d'Auteuil ante las ausencias de jugadores como el suizo Roger Federer o el británico Andy Murray.

Infografía de Roland Garros Infografía de Roland Garros

Infografía de Roland Garros

El germano, de 21 años, llega a Roland Garros lanzado tras ganar los títulos de Múnich y Madrid y caer en la final de Roma ante Nadal, en un igualado encuentro. No obstante, su cuenta pendiente son los torneos grandes, en los que nunca pasó de la barrera de los octavos de final. Zverev, que ganó ya tres títulos de Masters 1.000, buscará superar ese límite en París, aunque no quiere presionarse. "Estoy intentando no pensar demasiado lejos. Ya lo hecho antes en otros Grand Slams y he perdido pronto", dijo el número tres del mundo, que debutará ante el lituano Ricardas Berankis.

Además de Thiem y de Zverev, el serbio Novak Djokovic aparece como otro rival a tener en cuenta para Nadal, aunque el ex número uno no está en su mejor nivel y busca consistencia en su juego después de la lesión en el codo que lo dejó fuera del circuito durante la segunda mitad de 2017. "Novak es uno de los mejores jugadores de la historia en nuestro deporte", afirmó el español al respecto. "No creo que esté volviendo. Él siempre ha estado", señaló. "A veces cuando regresas de las lesiones es difícil jugar bien desde el comienzo, pero ha hecho un gran torneo en Roma y no hay dudas de que será uno de los candidatos a ganar aquí", expresó Nadal.

En la actual edición, ambos se encuentran en distintos partes del cuadro, por lo que únicamente podrían enfrentarse en la final, al igual que en los hipotéticos casos ante Thiem y Zverev. Los principales escollos de Nadal hasta la final serían el sudafricano Kevin Anderson, séptimo del mundo, en unos posibles cuartos; y al argentino Juan Martín del Potro (sexto) o el croata Marin Cilic (cuarto) en unas semifinales, si bien el primero está en la capital francesa intentando recuperarse a marchas forzadas, del desgarro muscular de grado 1 en el aductor izquierdo que sufrió hace menos de dos semanas en Roma. El mallorquín, en cualquier caso, aseguró que no piensa tan lejos. "No pienso en a quién podría enfrentarme en la final. Tengo mucho trabajo que hacer antes de ello", comentó.

Con estos moldes, las casas de apuestas dan a Nadal como clarísimo favorito (muy por delante de Zverev) y, en caso de que se cumplan sus predicciones agrandaría aún más su leyenda. Actual recordman de victorias individuales en Roland Garros en la era Open (10, por delante del sueco Björn Borg, que suma seis), un nuevo triunfo en la capital gala lo acercaría a su gran competidor de la última década y media: Federer. El suizo, de 36 años, tiene 20 Gran Slams, mientras que el español conseguiría su número 17.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios