Diario de Sevilla Mantenemos la cita diaria en los quioscos como actividad esencial decretada por el Gobierno en la crisis del coronavirus

Sevilla Atlético 1-Cartagena 0 El Sevilla Atlético derrota al líder Cartagena (1-0)

  • El filial sevillista se reencuentra con la victoria después de ocho partidos frente al potente Cartagena

  • Carlos Álvarez condujo a los suyos

Juanpe, autor del gol sevillista, conduce el balón ante Carrasquilla. Juanpe, autor del gol sevillista, conduce el balón ante Carrasquilla.

Juanpe, autor del gol sevillista, conduce el balón ante Carrasquilla. / José Ángel García

A la novena fue la vencida, el Sevilla Atlético tuvo un feliz reencuentro con la victoria después de ocho jornadas sin haberla conseguido al imponerse al líder Cartagena en la fría tarde en el estadio Jesús Navas. Un solitario gol de Juanpe en el arranque después de rematar el rechazo de Marc Martínez a un penalti ejecutado por él mismo le bastó al filial para respirar hondo.

Fue más que merecido el triunfo de la escuadra dirigida por Paco Gallardo y Carlos Marchena. Los nervionenses aprovecharon que el aire se les puso a favor desde esos instantes iniciales para tener siempre controlado a un Cartagena con nombres habituales en categorías superiores, pero que sólo inquietó en acciones esporádicas al guardameta cordobés Alfonso.

Cierto que tampoco le hubiera extrañado a nadie que al final todo se hubiera quedado en las tablas, sobre todo por una parada de Alfonso a un cabezazo de Caballero cuando el tiempo expiraba, también por un disparo del central Ayala después de una espectacular subida al ataque que se estrelló en el poste cuando el primer periodo estaba a punto de finiquitarse. Pero en el cómputo global fue el Sevilla Atlético el que más mérito había acumulado para el triunfo y también, por qué no decirlo, el que anotó el único tanto que figuró en el acta arbitral de Conejero Sánchez.

El Sevilla Atlético partió sin un delantero definido, pero sí con un esquema que incluía a dos puntas, ya que tanto Pejiño como Carlos Álvarez se convertían en las piezas más adelantadas. El barbateño ejercía como referencia para que el aljarafeño se encargara de enlazar desde atrás y el joven futbolista de 16 años iba a ofrecer todo su catálogo de pases a las espaldas de los zagueros para dejar en inmejorables condiciones a sus compañeros para haber conseguido incluso más goles de haber tenido más acierto.

Especialmente llamativa, en este sentido, fue la que tuvo Pejiño en el minuto 50 cuando el menudo Carlos Álvarez lo habilitó con un excelente pase. La opción más correcta era darle la pelota a Lara para que éste hubiera finalizado a puerta vacía, pero Pejiño prefirió disparar a puerta y se encontró con la pierna de un Andújar que había acudido a cerrar el remate con celeridad.

Eran precisamente los mismos protagonistas de la acción que dio lugar al penalti que finalmente sería decisivo a pesar de producirse muy temprano, concretamente en el minuto 14. Pejiño se internó en el área y cuando tal vez debería haber ejecutado a la primera prefirió caracolear repetidamente hasta que fue agarrado de manera clara por Andújar. Juanpe se pidió el máximo lanzamiento, se lo paró Marc Martínez, pero el propio medio centro tuvo toda la tranquilidad para marcar de cabeza a puerta vacía.

El Sevilla Atlético, al contrario que otras veces, supo manejarse con el marcador a favor y así aguantó hasta el final, aunque pudo incluso obtener una renta más amplia de haber tenido más acierto en las numerosas contras que supo lanzar Carlos Álvarez con su visión del fútbol.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios