baloncesto

Finales de Conferencia de la NBA: cuatro españoles se enfrentan por primera vez

  • Marc Gasol y Serge Ibaka se miden a Nikola Mirotic en el Toronto Raptors-Milwaukee Bucks, un duelo fratricida entre españoles en el que faltará el cuarto elemento por lesión: Pau Gasol

Marc Gasol y Serge Ibaka, en un partido. Marc Gasol y Serge Ibaka, en un partido.

Marc Gasol y Serge Ibaka, en un partido.

Comentarios 0

Hoy comienzan las Finales de la Conferencia Este y una singularidad destaca por encima de todos los datos previos que se pueden verter: cuatro españoles están repartidos en ambos roster. Marc Gasol y Serge Ibaka refuerzan la pintura en Toronto. Y Nikola Mirotic y Pau Gasol la de Milwaukee. Pero la alegría de este hecho inédito no es completa. El máximo taponador de la historia de los Juegos Olímpicos ha tenido que operarse por una lesión en el mismo pie que se lesionó en el Mundial de Japón y no llegará a tiempo para jugar el Mundial de China 2019.

Pau no necesita presentación. Lleva jugando al baloncesto dos décadas, siempre en clubes señeros: Barcelona, Memphis Grizzlies, Los Ángeles Lakers, Chicago Bulls, San Antonio Spurs y Milwaukee Bucks, franquicia por la que apostó debido a su falta de minutos en el equipo tejano. Tiene todos los títulos importantes del baloncesto FIBA y de la NBA, pero le faltan la Euroliga y el oro olímpico, sueño que querría cumplir en Tokio 2020 si llega sano al próximo verano.

Los Bucks echarán en falta su eficacia en el pick and pop, su intimidación bajo el aro, su juego al poste y su capacidad de pase, rasgos también característicos de su hermano menor. Hasta el pívot de Portland Nurkic, lesionado para lo que queda de playoffs, escribió en redes sociales que los Raptors están utilizando a Marc en un porcentaje ínfimo de sus posibilidades. Tiene su explicación. En Memphis, era el gran referente, pero en Toronto está a la sombra de dos primeros espadas como son Kawhi Leonard y Kyle Lowry sin olvidar la gran temporada que está haciendo Serge Ibaka en todos los aspectos del juego (rebotes, tapones, puntos dentro y fuera de la pintura...).

Marc e Ibaka. Marc e Ibaka.

Marc e Ibaka.

Lejos quedan los tiempos en los que se tuvo que ir a Girona porque no le dieron tregua en el Barcelona. Ahora, Marc Gasol es uno de los mejores pívots ofensivos y, sobre todo, defensivos de la NBA (su trabajo de acoso y derribo a Embiid en las semifinales de Conferencia fue notable). Solo debe aprovechar mejor sus tiros librados y recuperar ese mojo que tenía en los Grizzlies para que todas vayan para dentro.

Marc Gasol ha sido un puntal de la selección española desde su debut en el Mundial de 2006, en el que entró en la lista en el último minuto pese a su sobrepeso de aquel entonces. Ocho medallas le contemplan: un oro mundial (2006), dos oros europeos (2009 y 2011) y dos platas olímpicas (2008 y 2012), además de la plata del Eurobasket 2007 y los bronces de 2013 y 2017. Tiene su sitio asegurado en el Mundial de China.

Una explosión fulgurante

Con respecto a su compañero de equipo Ibaka, su historia siempre es un placer recordarla: la agencia de representación de jugadores de Anicet Lavodrama encontró a esta perla en el Congo, se la trajo a España y la pulió en L'Hospitalet (LEB) hasta que explotó en el Ricoh Manresa (ACB).

Los ojeadores de la NBA se quedaron pasmados de las posibilidades de esta fuerza desatada de la naturaleza y poco tardó en fichar por Oklahoma City Thunder para jugar al lado de los astros Kevin Durant y James Harden. En la temporada 2011-12, jugó durante 40 días con el Real Madrid de la liga ACB, debido al cierre patronal de la NBA.

Pau, Ibaka y Marc, en el verano de 2011 en el que lograron el oro europeo en Lituania. Pau, Ibaka y Marc, en el verano de 2011 en el que lograron el oro europeo en Lituania.

Pau, Ibaka y Marc, en el verano de 2011 en el que lograron el oro europeo en Lituania.

Al resolverse los problemas que provocaron dicho cierre volvió a Oklahoma City para iniciar su tercera temporada en la NBA. En esa campaña, su equipo quedó campeón de la Conferencia Oeste, pero perdió la final del campeonato por 4 a 1 frente a los Miami Heat de LeBron, Wade y Bosh. Con España, Ibaka ha jugado tres torneos y ha ganado dos medallas: oro europeo en Lituania 2011 y plata olímpica en Londres 2012. El gran fracaso llegó en el Mundial 2014, en el que España perdió con Francia en cuartos de final.

El dicho Arrieritos somos y en el camino nos encontraremos cobra todo el sentido en la trayectoria de Ibaka. Tras sus desavenencias con Scariolo por no haberle dado los minutos que él creía merecer en la selección, se lo vuelve a encontrar como entrenador ayudante de Nick Nurse en los Raptors.

Si aquellas fricciones forman parte del pasado de verdad, Air Congo tiene muchas posibilidades de ir convocado este año al Mundial de China por delante de Mirotic (solo puede ir un nacionalizado por selección), ya que está cuajando unos magníficos playoffs (metió 17 puntos y cogió ocho rebotes en el séptimo encuentro ante los Sixers).

Mirotic junto a Pau Gasol. Mirotic junto a Pau Gasol.

Mirotic junto a Pau Gasol.

Hablando de Mirotic, Threekola ha sido el ajuste perfecto para que los Bucks pudieran darle un repaso a los Celtics (4-1) en semifinales de Conferencia. Tras su exitoso paso por Real Madrid (es canterano del club blanco), Chicago Bulls, donde fue compañero de Pau, y New Orleans Pelicans, Mirotic ha encontrado su sitio en el perímetro de los Bucks gracias a su mano de seda y a su capacidad de penetración. Hay que decir que también ha mejorado en defensa en los últimos años y en su capacidad reboteadora.

Nikola ha jugado con España dos campeonatos: Eurobasket de Francia 2015 (oro) y Juegos Olímpicos de Río 2016 (bronce).

José Manuel Calderón bota el balón en un partido de las Finales NBA de 2018. José Manuel Calderón bota el balón en un partido de las Finales NBA de 2018.

José Manuel Calderón bota el balón en un partido de las Finales NBA de 2018.

Así las cosas, habrá un español seguro en las Finales NBA de 2019 y llegará del Este. Será la sexta vez que uno de los nuestros las disputará tras Pau Gasol con los Lakers (2008, 2009 y 2010), Serge Ibaka con los Thunder (2012) y José Manuel Calderón con los Cavaliers de LeBron (2018). Solo Pau pudo ganar el anillo y, además, en dos años consecutivos: ante Orlando (2009) y ante Boston (2010). ¿Podrá algún hispano acabar con la dictadura de Steve Kerr y su engrasada máquina de anotar este año?

El pionero Fernando Martín, del que se cumplirán 30 años de su fallecimiento en accidente de tráfico el próximo 3 de diciembre y que militó en Portland en la temporada 1986-87 (disputó 24 partidos para un total de 146 minutos, 22 puntos y 28 rebotes), estaría orgulloso del éxito actual del baloncesto español, que está siendo capaz de esquivar con solvencia la guerra de despachos, las consecuencias del monopolio televisivo y cierto desapego de la sociedad a través del talento y el compromiso (esa selección española C que logró la clasificación para el Mundial de China en las Ventanas FIBA se merece un monumento)... por ahora. El futuro, eso sí, se presenta esperanzador.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios