Las claves del día Suscríbete a nuestra 'newsletter' y recíbela cada mañana de lunes a viernes

Provincia

El adiós del TEAR a su infante de marina

  • San Fernando rinde el último homenaje al soldado Antonio Carrero, fallecido en Mali

Comentarios 4

El patio de armas López de Figueroa del Tercio de Armada se llenó ayer a mediodía para homenajear y dar el último adiós al soldado de Infantería de Marina Antonio Carrero Jiménez, fallecido en un accidente de tráfico en Mali el pasado viernes. Numerosos compañeros y autoridades civiles y militares, con la ministra de Defensa, María Dolores de Cospeda, al frente, arroparon a la familia en un emotivo acto donde la La muerte no es el final sonó con fuerza. El joven de Dos Hermanas, de 27 años de edad, estaba a punto de regresar de la misión que España tiene en marcha en el país africano, donde hay desplegado un contingente con unos sesenta infantes de marina de San Fernando.

El féretro de Carrero entraba en el patio sobre las doce de la mañana portado por sus compañeros de la quinta compañía del Segundo Batallón de Desembarco del Tercio de Armada y con los sones de la marcha Oremos, de Ricardo Dorado, interpretada por la unidad de música del Tercio Sur. La ministra de Defensa le impuso la cruz al mérito naval con distintivo amarillo a título póstumo y, al final, el almirante jefe del Estado Mayor de la Armada (Ajema), Teodoro López Calderón; y el general del Tercio de Armada (TEAR), Rafael Roldán Tudela; le entregaron a la familia del fallecido la bandera de España que cubrió al féretro durante la ceremonia, dejando uno de los momentos emotivos de esta despedida, llena de tristeza y lágrimas entre los familiares y amigos del soldado de Dos Hermanas.

En el TEAR también se sintió la emoción con el homenaje a lo caídos y la interpretación de La muerte no es final por parte de los numerosos infantes de marina presentes en el acto y que llenaban el patio de armas de estas instalaciones militares, donde se cantó además el himno de la Armada y sonó el himno nacional.Además de la ministra de Defensa y el Ajema, a este adiós en San Fernando acudieron el jefe de Estado Mayor de la Defensa, Fernando Alejandre, y otras autoridades militares. Entre los representantes civiles, hubo a su vez numerosa presencia, con el delegado del Gobierno en Andalucía, Antonio Sanz; y la consejera de Justicia e Interior de la Junta, Rosa Aguilar; así como la presidenta de la Diputación, Irene García; la alcaldesa de San Fernando, Patricia Cavada; o los diputados gaditanos en el Congreso que se encargan de los temas de Defensa: Alfonso Candón (PP), Juan Antonio Delgado (Unidos Podemos) y Javier Cano (Ciudadanos).

Antonio Carrero, de 27 años de edad, sería enterrado más tarde en Dos Hermanas, su ciudad natal, que declaró día de luto oficial y cuyas banderas ondearán a media asta, como lo hacía la bandera española ayer en el TEAR.

El soldado de infantería marina iba en la torreta del vehículo en el momento del accidente que se produjo, de "forma fortuita", según Defensa, a 40 kilómetros al sur de Sevare, en el centro del país. En el Iveco Lince viajaban otros tres infantes de marina del TEAR ( procedentes de Badajoz, San Fernando y Dos Hermanas), de los que dos ellos resultaron heridos leves. El sábado regresaron a la Base Naval de Rota en el mismo avión del Ejército del Aire que trasladaba los restos mortales del fallecido.

España participa en la misión EUTM Mali con un total de 292 efectivos, de los que 60 pertenecen al Cuerpo de Infantería de Marina. El viernes un nuevo contingente partió de San Fernando para relevar al anterior, precisamente al que pertenecía el soldado Carrero, que tenían previsto regresar entre ayer y el próximo domingo. El cometido de la misión es entrenar, asesorar y educar al ejército malinense.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios