España

La llegada de pateras a las costas españolas se dispara en 2018

  • Más de 57.000 inmigrantes irregulares entraron por el litoral nacional, un 162% más que el año anterior

Varios inmigrantes llegan al puerto de Motril esta semana. Varios inmigrantes llegan al puerto de Motril esta semana.

Varios inmigrantes llegan al puerto de Motril esta semana. / Alba Feixas / Efe

Comentarios 2

El pasado año llegaron 57.498 inmigrantes irregulares a las costas españolas por medio de embarcaciones, lo que supone un incremento del 161,7% respecto a los 21.971 que entraron por esa vía en 2017 (2,6 veces más).

Según el último balance provisional del Ministerio del Interior, el total de inmigrantes que entraron a España entre el 1 de enero y el 31 de diciembre pasados, tanto en patera como por las fronteras de Ceuta y Melilla, asciende a 64.298, un 131% más que en 2017.

La mayoría de las entradas por mar han sido a través de las costas peninsulares y Baleares, en concreto, 54.703 en 1.955 pateras, frente a los 20.611 de 2017 (un 165,4% más).

A Canarias han llegado 1.307 inmigrantes en 69 embarcaciones cuando el año anterior habían entrado 425, lo que significa un aumento del 207,5%.

Por la ciudad autónoma de Melilla han entrado 918 personas en 34 pateras y por Ceuta 570 en 51 barcazas (678 y 257 inmigrantes en 2017, respectivamente).

Interior ha registrado, además, otras 6.800 llegadas por vía terrestre: 4.821 a Melilla (un 24% más que en 2017) y 1.979 a Ceuta (1,1% menos que un año antes).

Mayor descenso en Europa en cinco años

Frontex ha constatado que la ruta del Mediterráneo occidental hacia España se ha convertido "por primera vez" en la más utilizada por los migrantes para tratar de llegar a Europa desde 2008 y ha confirmado que Marruecos ya constituye "el principal punto de partida a Europa" en dicha ruta, sobre todo para los migrantes de los países subsaharianos. Los marroquíes se han convertido en los que más llegan en los meses recientes, por delante de guineanos, malienses y argelinos.

No obstante, la llegada de migrantes al conjunto de la UE cayó en 2018 hasta los 150.000, su nivel más bajo en los últimos cinco años y un 92% menos que en 2015, cuando se alcanzó el pico de la crisis migratoria, una caída que se debe sobre todo a la caída "drástica" del 80% en el número de llegadas a Italia a través del Mediterráneo Central frente a los más de 23.000 en 2017.

El número de llegadas a Italia se sitúa ya en su nivel más bajo desde 2012, gracias a la caída del 87% de las llegadas desde libia y a cerca de la mitad desde Argelia, mientras que las llegadas desde Túnez se han permanecido estables. Tunecinos y eritreos representan un tercio de todos los migrantes que llegan a Europa a través de Italia.

Etiquetas

,

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios