Tortuoso divorcio

Brad Pitt y Angelina siguen sin ponerse de acuerdo

  • Los actores han gastado un millón de dólares cada uno en la batalla legal que arrastran desde el año 2016 por la custodia de sus hijos

Brad Pitt y Angelina en sus mejores tiempos Brad Pitt y Angelina en sus mejores tiempos

Brad Pitt y Angelina en sus mejores tiempos

Sí, Angelina Jolie y Brad Pitt no se ponen de acuerdo. Ambos están inmersos en un tortuoso divorcio, cuya arista principal es la custodia de sus hijos. Se casaron en agosto del 2014 después de una década juntos. De su relación nacieron seis hijos. Desde el año 2016 están protagonizando una batalla legal, en la que cada uno de ellos se ha gastado un millón de dólares. A día de hoy las diferencias son irreconciliables para una pareja que llegó a ser la envidia de Hollywood. Angelina ya comentó todas las miserias que había detrás.

Brad pretende obtener el 50% de la custodia de sus cinco hijos menores de edad, mientras que Angelina quiere mantener la custodia total. Como los hijos menores, los gemelos Knox y Vivienne, tienen 12 años, la disputa legal podría alargarse otros seis años más hasta que cumplan la mayoría de edad.

Para asumir los gastos de los tribunales, Jolie ha vendido recientemente una pintura realizada por Winston Churchill que Pitt le regaló en su día. Ha conseguido 11,5 millones en una subasta, que le permitirán financiar a largo plazo el duro y costoso proceso legal. Según la abogada de divorcios Kelly Chang Rickert, este caso sería el más costoso de la historia de Hollywood en términos de honorarios legales.El pasado 22 de marzo la batalla por la custodia de los hijos vivía un episodio que puede resultar crucial en caso de probarse. La actriz acusaba a su expareja de abuso infantil y violencia de género. Unos días antes, hizo entrega de unos documentos que indicaban que, tanto ella como sus hijos, están dispuestos a declarar y mostrar las pruebas de dichas acusaciones.

El actor en palabras de su portavoz está “desconsolado” ante las duras acusaciones que ha vertido Jolie sobre su persona. “Él ha asumido la responsabilidad de sus acciones y sus problemas pasados: ha dejado de beber. El matrimonio fue muy apasionado y tóxico a veces, pero también compartieron muchos buenos momentos juntos”. Lo cierto es que Pitt nunca fue arrestado ni acusado de ningún delito durante su matrimonio con Jolie. No obstante, si hubo un incidente a bordo de un avión privado, en el que Maddox, su hijo mayor, habría defendido a su madre cuando ambos mantenían una acalorada discusión.

Precisamente Maddox declaró hace unos días ante el juez para ofrecer su versión de los hechos. Su testimonio no ha trascendido a la esfera pública, pero todo apunta a que ha sido a favor de la postura de la actriz.

El joven de 19 años no dejó en muy buen lugar a su padre e incluso quiere ir más allá: tiene la intención de quitarse el apellido paterno y adoptar el de su madre. Su declaración constata que el primogénito de la familia está muy unido a Jolie, a la que ha calificado en más de una ocasión como “una madre excelente”.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios