Hermandad del Valle Una acusación atribuye los fondos desaparecidos a la "caótica" gestión

  • Exculpa al ex mayordomo de 85.660 euros desviados

Iglesia de la Anunciación, sede de la hermandad del Valle Iglesia de la Anunciación, sede de la hermandad del Valle

Iglesia de la Anunciación, sede de la hermandad del Valle

Una de las acusaciones particulares contra el ex mayordomo de la Hermandad del Valle dice que solo puede imputarle la apropiación de los 134.000 euros que él mismo confesó haber desviado, mientras que otros 85.660 euros que faltan pueden deberse a la “caótica” gestión económica en la hermandad.

Este grupo de hermanos fueron los primeros que llevaron el caso a la vía penal y ahora, en su escrito de calificación provisional, han pedido para el ex mayordomo Antonio Manuel C.L. un total de cuatro años y tres meses de cárcel por delitos de apropiación indebida y falsedad documental.

En su escrito, al que ha tenido acceso este periódico, esta acusación particular dice que “no puede cifrar el importe sustraído por el acusado más allá de la suma por él reconocida” es decir 134.000 euros.

“No hay prueba indubitada de que se haya apropiado de cantidad adicional” hasta llegar a los 219.660 euros que, según el perito del juzgado, faltan en las cuentas de la hermandad.

Ello se debe a que la manera de llevarse a cabo las contrataciones y pagos de proveedores por parte de la hermandad “ha sido caótica, haciendo imposible un control de lo efectivamente pagado o no”.

El acusado fue mayordomo entre junio de 2007 y el mismo mes de 2015, aunque entre junio de 1999 y 2007 ejerció como clavero o auxiliar de mayordomo.

Las únicas cantidades que esta acusación particular  considera “distraidas” son los 77.152 euros reconocidos por el acusado en diciembre de 2015 y los 56.848 que admitió en febrero de 2016, lo que suma 134.000 euros. En el primer caso emitió dos pagarés de 67.000 euros que no fueron atendidos y en el segundo envió copia de una transferencia supuestamente hecha por su hermana que también resultó falsa.

Entre otras irregularidades, el escrito dice que al rendir cuentas con ocasión de su cese, el acusado afirmó que en la cuenta bancaria de la hermandad había un saldo de 26.930 euros, cuando lo cierto es que quedaban “poco más de cien euros”.

Estos hermanos sostienen que es difícil cuantificar el descuadre de cuentas debido al modo en que la hermandad llevaba a cabo la contratación y pago de proveedores durante la etapa del acusado como mayordomo.

Imputan a Antonio Manuel C.L. un delito continuado de apropiación indebida, por el que pide tres años y nueve meses de prisión y una multa de nueve meses a razón de seis euros diarios (1.620 euros), y otro delito de falsedad documental, con una pena aparejada de seis meses.

Este escrito se une al presentado la semana pasada por Eduardo Muriedas, abogado y hermano del Valle, quien solicitó tres años y medio de cárcel y cifró el total apropiado en 175.982 euros.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios