Tribunales

Los padres del niño al que se le cayó un muro en Sevilla declaran este martes

  • El abogado de la familia, Joaquín Moeckel, ha tomado pruebas periciales de la Hacienda del Rosario, el lugar del suceso

Dispositivo policial desplegado el día en que el joven murió tras caérsele un muro de la Hacienda del Rosario. Dispositivo policial desplegado el día en que el joven murió tras caérsele un muro de la Hacienda del Rosario.

Dispositivo policial desplegado el día en que el joven murió tras caérsele un muro de la Hacienda del Rosario. / EFE / David Arjona

Los padres de Moisés, el menor de 16 años que murió el pasado 9 de febrero al caérsele encima un muro de la Hacienda del Rosario, declararán este martes en el Juzgado de Instrucción número siete de Sevilla. Lo harán acompañados de tres menores, testigos visuales del hecho luctuoso.

Así lo ha confirmado a Diario de Sevilla el abogado de la familia, Joaquín Moeckel, que este lunes se desplazó al lugar de los hechos acompañado de un equipo técnico de arquitectos.

En la zona del suceso, la Hacienda del Rosario, totalmente abandonada, se levantó prueba pericial y fotográfica de cómo se encontraba el lugar en el momento en el que se produjo la muerte del joven.

El letrado ha mostrado su “perplejidad” al visitar este enclave, donde hasta ayer “la única medida de seguridad que se había tomado era una cinta de plástico fácilmente saltable”.

Moeckel ha insistido en que la hacienda donde se produjo el derrumbamiento del muro se encuentra en una zona residencial, “dentro de la ciudad”. “No está en el campo, como cuando murió allí en 1094, en un duelo, el marqués de Pickman, sino frente a una urbanización de pisos de lujo y a pocos metros de un instituto y de pistas deportivas, por lo que se trata de un lugar muy transitado por los vecinos de la zona”.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios