Entrevista

Rompiendo techos de cristal en el espacio

  • “Me encantaría que hubiera andaluzas en el futuro cuerpo de astronautas europeos”

  • Se celebra el Día Internacional de la Mujer y la Niña en la Ciencia

Rocío Caparrós, responsable de Relaciones Institucionales de Airbus en Sevilla Rocío Caparrós, responsable de Relaciones Institucionales de Airbus en Sevilla

Rocío Caparrós, responsable de Relaciones Institucionales de Airbus en Sevilla

Rocío Caparrós, abogada nacida en Jaén, es responsable de Relaciones Institucionales de Airbus en Sevilla y uno de los pocos españoles especializados en Derecho del Espacio Ultraterrestre, que fue el tema de su tesina universitaria. En esta entrevista reflexiona sobre el futuro de las profesiones ligadas al espacio y la presencia de las mujeres, al celebrarse el 11 de febrero el Día Internacional de la Mujer y la Niña en la Ciencia.

—¿Qué trató en su tesina sobre Derecho del Espacio?

Se centró en la responsabilidad del “Estado de lanzamiento”, que es el país que, o bien lanza o bien promueve, el lanzamiento de un objeto al espacio ultraterrestre,  a la Luna y a otros cuerpos celestes, o desde cuyo territorio se lanza el objeto.

— ¿Usted se especializó en la Agencia Espacial Europea (ESA) en París?

En París pasé cerca de diez años trabajando sobre el Derecho, la política y la gobernanza del Espacio Ultraterrestre. Esa etapa en Francia la repartí entre la sede política de la ESA y la Federación Internacional de Astronáutica. Además, para la preparación de la tesina, realicé una estancia de un año en el European Space Reasearch and Techonolgy Center (ESTEC), que es también parte de la ESA pero que está localizado en Holanda y está destinado a la investigación y la tecnología.

— ¿Mantiene contacto con colegas extranjeros?

Por supuesto! Ellos son mi comunidad. Conozco a gente del mundo entero. Eso lo debo a mi paso por la  Federación Internacional de Astronáutica que es una organización de alcance mundial donde las agencias espaciales, industria, academia y comunidades de científicos de todo el mundo anuncian y debaten, entre otras cosas, hitos tecnológicos y científicos del sector aeroespacial en el marco del Congreso Internacional de Astronáutica. Evidentemente solemos hablar de temas espaciales.  Somos gente muy apasionada con nuestra profesión.

— Ahora que se celebra el Día de la Mujer y la Niña en la Ciencia, ¿existe un miedo de la mujer al mundo de la tecnología?

Miedos nunca. Yo hablaría de cierto reparo a profesiones tradicionalmente vinculadas a los hombres. Pero, poco a poco, estamos logrando reducir esas reticencias y fomentar que las mujeres se lancen no solo a estudiar carreras científicas sino a ser líderes en sectores estratégicos vinculados a la innovación, la ciencia y la tecnología.

— ¿Qué hace la Tablada Woman Network, de la que forma parte?

Es una red de mujeres que representan a toda la cadena de valor de la fabricación de un avión y que se unieron en 2017 para fortalecer el vinculo entre el sector aeroespacial y la mujer, dando a conocer sus profesiones, interactuando con otras redes de mujeres y organizando actividades para generar entusiasmo entre niñas y jóvenes por las carreras STEM (Ciencia, Tecnología, Ingeniería y Matemáticas).

Para el Día de la Mujer en la Ciencia, la red ha elaborado un video que muestra lo que estas mujeres soñaban con ser cuando eran pequeñas y en lo que se han convertido. Resulta llamativo que todas inspiran felicidad, mucho orgullo y satisfacción de trabajar en el sector aeroespacial y en una empresa como Airbus.

Se necesitan perfiles "espaciales" en todas las profesiones

— ¿Es la tecnología del espacio el último reducto al que no han llegado las universitarias, que ya son mayoría en carreras como Medicina?

No lo limitaría a la tecnología, se necesitan perfiles “aeroespaciales” en todas las disciplinas y no solo en Ingeniería. El error es pensar que el espacio se limita a los lanzamientos y a lo que pasa a más de 100 kilómetros de altura. Las mujeres que estudien Medicina pueden especializarse, por ejemplo, en cómo la ingravidez afecta a la pérdida de masa ósea. El espacio es transversal, puede estar relacionado con cualquier temática.

— ¿Cree que esta generación conocerá una primera astronauta española?

Por supuesto. La Agencia Espacial Europea acaba de lanzar, tras 11 años sin hacerlo, un llamamiento a futuros astronautas. Me encantaría que hubiera mujeres andaluzas que optaran a formar parte del futuro cuerpo de astronautas europeos.

— ¿Donde se estudia Derecho del Espacio Ultraterrestre?

En España cada día hay más universidades donde estudiarlo. En general, los países miembros de la Agencia Espacial Europea están acelerando la enseñanza de este Derecho gracias al Centro Europeo de Derecho Espacial, que tiene puntos nacionales de contacto y los utiliza como canal para organizar un sinfín de actividades destinadas a universitarios y juristas: Moot Courts, Practitioner forum o Summer Courses.

—¿Cuál sería la principal fuente de riqueza del espacio?

Sin duda la minería será una fuente de riqueza y de hecho Luxemburgo trabaja desde 2016 en la creación de un centro para ello. Pero habrá muchos otros recursos susceptibles de explotación, por eso la comunidad internacional se ha encargado de protegerlo. No obstante, no podemos dejar de lado las actividades comerciales derivadas del uso de la tecnología espacial, especialmente el mundo de las aplicaciones (Downstream Activities), por eso  el Tratado del Espacio establece que la exploración y utilización del espacio ultraterrestre debe hacerse en provecho  de todos los países. El espacio no puede ser objeto de apropiación por ningún estado, es patrimonio de la humanidad.

"El espacio parece mágico porque saltamos a una realidad inmensa y desconocida"

— ¿Los viajes turísticos al espacio serán una realidad en breve?

Creo que están muy cerca, aunque hay que garantizar el acceso de todos los ciudadanos en igualdad de condiciones, emitir algo parecido a un pasaporte y asegurar que vamos a ser responsables en la preservación de un entorno totalmente virgen.

— ¿Por qué el espacio tiene ese aura de lo desconocido, donde todo es mágico?

Porque es una dimensión de la que dependemos en nuestro día a día (imagine lo que supondría un apagón de satélites), pero a la que aún no tenemos acceso físico. También es un entorno nuevo, podría asimilarse a cuando en nuestra vida proyectamos salir de la zona de confort y saltar a otro escenario, eso es el espacio: saltar a una realidad tan inmensa como desconocida.

—¿Los países tienen claro que el espacio no es del primero que llegue o del primero que lo use?

Jurídicamente queda claro en los tratados pero con eso no basta, los estados tienen que interiorizarlo, buscar fórmulas que permitan que, aunque el espacio sea un entorno de interés económico, geopolítico, científico e industrial, no sea objeto de apropiación.

—¿El reto es anticipar situaciones, la regulación  pasaría por una Autoridad Internacional o una comisión de la ONU?

La mayoría de las normas del Derecho del Espacio Ultraterrestre se han originado y aprobado unánimemente en las Naciones Unidas en la Comisión para el Uso Pacífico del Espacio Ultraterrestre, que se apoya en dos subcomisiones: una científico-técnica y otra jurídica. Los Estados se han ido adhiriendo a ese Derecho y van desarrollando la legislación de conformidad con los avances de la ciencia y la tecnología. Estamos ante un Derecho caracterizado por su internacionalidad y universalidad, donde la cooperación internacional y la voluntad de los estados es clave. La necesidad de una Alta Autoridad internacional para la gestión de los recursos y la fiscalización de la actividad espacial será cada vez mayor conforme aumente el papel de las empresas como tal en detrimento de la actividad gubernamental.

Tags

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios