Eduardo Florido

eflorido@diariodesevilla.es

El derbi y la naturalidad frente a la tecnocracia del VAR

El 'in dubio pro reo' del Derecho Romano se echa en falta entre los árbitros rigoristas

Se abre hoy la semana previa al derbi con los dos equipos sevillanos instalados en la zona noble de la clasificación y con sus entrenadores marcando registros históricos. Será una semana como cortocircuitada por los envites continentales de ambos, lo cual también ilustra sobre la pujanza compartida antes del duelo de rivalidad más igualado y con pronóstico más incierto en lustros quizá.

Y llega con ambas aficiones mirando de reojo el partido mientras se distraen con las citas trascendentales ante el Lille, los sevillistas, y el Bayer Leverkusen, los béticos. También inquietos por cómo llegarán sus futbolistas... y por cómo afectará la nueva tecnocracia del VAR al desarrollo del derbi.

La primera vez que hubo VAR en un derbi el revuelo fue tal que la expulsión de Roque Mesa, después de la anulación de un gol a Canales por ajustadísimo fuera de juego, centró la comparecencia de Velasco Carballo ante la prensa para valorar la implantación del videorbitraje y sus primeros fallos. Aquello fue el 2 de septiembre de 2018 y la promesa del Comité Técnico de Árbitros fue que iría mejorando su aplicación. Pero tres años después el VAR sigue bajo sospecha. Y no porque sea un instrumento inválido, todo lo contrario: su utilidad está archidemostrada. El problema es que hay demasiados árbitros que miran el fútbol, y sus movimientos naturales, a través de las cámaras, no de sus ojos.

¿Se imaginan un derbi igualado y resuelto in extremis con algún gol como los que hicieron Juanmi al Rayo, validado, u Ocampos al Mallorca, invalidado? En ambos hubo manos dudosas pero el arbitrio final fue distinto. In dubio pro reo es un pilar del Derecho Romano hoy vigente en los Estados de Derecho. Pero no siempre se aplica al fútbol, porque en el estamento arbitral falta naturalidad y sobra tecnocracia y rigorismo. Y el criterio varía con la natural subjetividad. Porque no es lo mismo que pite Alberola Rojas a que lo haga González Fuertes, ¿a que no, Atlético de Madrid?

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios