La ventana

Luis Carlos Peris

lcperis@diariodesevilla.es

Martes y 13, cuidado al salir de casa

Aprovisiónese de pata de conejo, de herradura, de cabeza de ajo y de cuanto tenga a bien como antídoto al gafe que hoy no sólo es el trece de cada mes, sino que, además, cae en martes. Hay que tener mucho cuidado con el salero, que dice la leyenda que a Judas se le derramó la sal en la última cena, conviene tener madera a mano, no dejar unas tijeras abiertas y si usted se apresta al paseíllo, mucho cuidado no vaya el mozo de espadas a dejar la montera encima de la cama. Por supuesto que mejor es eludir la escalera que pasar bajo ella y si alguien rompe un espejo, cuidado, mucho cuidado, porque los manes más mufas pueden tenerte como objetivo principalísimo. Coincide este martes del mes de los difuntos con el guarismo prohibido, cuidadín con las prendas amarillas y, tras todo esto, mejor quedarse en la cama porque puede habérsele olvidado algo.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios