Resaca

Aitor Ruibal, la nota más positiva ante el Villarreal

Aitor Ruibal festeja con rabia su gol ante Miranda y Tello, que corren a felicitarlo. Aitor Ruibal festeja con rabia su gol ante Miranda y Tello, que corren a felicitarlo.

Aitor Ruibal festeja con rabia su gol ante Miranda y Tello, que corren a felicitarlo. / Julio Muñoz / Efe

La resaca del empate del Betis ante el Villarreal dejó como positivo un nombre propio: Aitor Ruibal. El 24 del conjunto verdiblanco fue el autor del tanto del empate verdiblanco en el comienzo de la segunda parte, cuando enganchó una espectacular volea, desde la media luna de la frontal del área, ante la que nada pudo hacer el portero Sergio Asenjo.

Fue la recompensa al trabajo diario de este futbolista de 24 años de Sallent de Llobregat, poco mediático, pero muy trabajador y constante en el esfuerzo diario que está sabiendo aprovechar las oportunidades que le está brindado Manuel Pellegrini en las últimas jornadas. Primero, con ese buen pase a Borja Iglesias en Pamplona en el 0-2 de los de Heliópolis, y el domingo, con un gran gol para culminar su buen partido, pues fue un incordio para el cuadro villarrealense por su insistencia en las bandas.

La aparición de Aitor Ruibal fue la mejor noticia del Betis en el partido ante los amarillos, además de la reacción verdiblanca para establecer la igualada en el marcador. Sin embargo, al cuadro de Pellegrini le faltó cierta fuerza a nivel físico, más ambición o atrevimiento para haber dado un paso más ante un rival mermado por las tres lesiones que sufrió en el partido y que se sintió muy cómodo en el tramo final llegando con facilidad al área heliopolitana.

Detalles, como la defensa del balón parado, como se vio en el gol de Pau Torres, que el técnico chileno ya intenta pulir de cara a los próximos compromisos.

Tags

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios