FC Barcelona - Betis

El Betis, a aprovechar la deriva del Barcelona

  • "El club está como está", dice Gerard Piqué sobre la situación de un Barcelona que ha sumado dos de los 12 últimos puntos en la Liga

Leo Messi observa a sus compañeros antes de comenzar el partido. Leo Messi observa a sus compañeros antes de comenzar el partido.

Leo Messi observa a sus compañeros antes de comenzar el partido. / Enric Fontcuberta / Efe

El Barcelona recibirá al Betis en crisis. A la deriva institucional que culminó con la dimisión de la Junta Directiva se une la mala dinámica de resultados en la Liga, donde los azulgrana han sumado únicamente dos de los 12 últimos puntos en liza.

Más de un mes sin conocer la victoria en el torneo liguero evidencian los problemas que viene encontrando el nuevo entrenador, el holandés Ronald Koeman, para armar un equipo que ha perdido a piezas importantes y que le está dando oportunidades a jóvenes aún en proceso de formación como Ansu Fati, Trincao o Pedri.

"El club está como está y era necesario darle una vuelta a esto", respondió anoche Gerard Piqué, referente del vestuario del Barcelona, cuando se lo cuestionó por la situación de la entidad. En unas declaraciones a Movistar Liga de Campeones, Piqué comentó que el club azulgrana está "en un proceso de muchos cambios" y que era necesario darle la vuelta porque "era obvio que la tendencia era decreciente, cada año iba un poquito peor".

La Liga de Campeones está siendo, por ahora, la tabla de salvación del equipo azulgrana. Las tres victorias ante Ferencvaros, Juventus y Dinamo de Kiev tienen al Barcelona líder de su grupo y con buena parte del trabajo adelantado para pasar a los octavos de final. Todo lo contrario de lo que sucede en la Liga, donde recibirá ante el Betis necesitado de puntos, después de que sólo ha sumado 8 en seis jornadas, con un paupérrimo balance de dos victorias, dos empates y dos derrotas. "Ha habido momentos en los que la presión no ha sido buena, no estamos coordinados. Hay que apretar los dientes, sufrir y a seguir. Estamos en una buena dinámica en Champions, pero en la Liga hay que darle la vuelta", señaló Piqué, que colocó el foco en la Liga.

"No tenemos mucho tiempo. Ahora habrá elecciones, una nueva junta y un cambio que se irá viendo poco a poco. No será un año fácil por lo que pasa en el club", insistió Piqué, quien está convencido de que "vamos a cambiar" porque "hay gente joven", aunque "tenemos poco tiempo para ir ganando partidos y confianza".

El regreso de Marc André ter Stegen, después de tres meses de baja por una lesión en el tendón rotuliano de la rodilla, fue la mejor noticia para el Barcelona en el duelo ante el Dinamo de Kiev. El alemán no jugaba desde aquel 2-8 en Lisboa y regresó para salvar a su equipo. Firmó hasta seis paradas de mérito y evitó que el equipo ucraniano asaltara el Camp Nou. 

Koeman necesita armar un equipo, necesita tiempo, pero no lo tiene. Ha cambiado de sistema de juego -un doble pivote que hace mucho que no se estila en el Camp Nou-, ha integrado a jóvenes valores, pero el rendimiento es irregular. Además, a todo hay que añadir la crisis institucional en la que se encuentra la entidad, con una comisión gestora y las elecciones a dos meses vista.

Tampoco Leo Messi desprende sensaciones positivas. Aunque lo intenta partido a partido, el argentino sólo consigue anotar esta temporada desde el punto de penalti. Cinco goles ha anotado -cuatro con el Barça y uno con Argentina-, todos desde los once metros.

Con este panorama, el Betis llegará con ilusión al Camp Nou. La buena imagen ofrecida ante el Elche espantó los fantasmas y ahora los verdiblancos quieren confirmar esa mejoría con un triunfo de tronío en el Camp Nou ante este menguado Barcelona que aún sigue a la deriva.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios