Accidentes en el trabajo La siniestralidad laboral se dispara en Sevilla con 74 accidentes al día

  • 25 personas han pedido la vida en su puesto de trabajo en lo que va de año, un 6,3% más que en 2018

  • Siete de cada diez accidentes de tráfico se producen de camino entre casa y el trabajo

Un albañil durante la construcción de una promoción de viviendas. Un albañil durante la construcción de una promoción de viviendas.

Un albañil durante la construcción de una promoción de viviendas. / D. S.

La siniestralidad laboral sigue al alza en la provincia de Sevilla. Hasta el pasado mes de septiembre se habían registrado un total de 20.215 accidentes laborales en los centros de trabajo o de camino a ellos, una cifra que representa un crecimiento del 6,4% respecto al mismo periodo del año anterior, cuando eran 18.935, según las últimas estadísticas publicadas por el Ministerio de Trabajo, Migraciones y Seguridad Social. 

Teniendo en cuenta que desde principios de este año se ha modificado la definición de accidente mortal, de forma que se incluyen en ella todos los fallecimientos a consecuencia de un accidente de trabajo en el plazo de un año desde la fecha del siniestro, con independencia de la gravedad inicial, de esos más de 20.200 accidentes, 25 han acabado en muerte. De ellos, 11 han sido in itinere, es decir, durante los desplazamiento del trabajador desde su domicilio hasta su lugar de trabajo o viceversa. Unos datos que sitúan a Sevilla a la cabeza de Andalucía, donde en total se han registrado 94 accidentes laborales mortales, y en tercera posición en un ranking nacional que sólo superan Barcelona, Madrid y Valencia.

Pese a que la mayoría de los accidentes laborales tiene lugar durante el desarrollo de la actividad, hay que destacar un notable aumento en el número de siniestros que se producen in itinere. En este caso, en la provincia se han producido un total de 3.292 accidentes de enero a septiembre, lo que supone un repunte del 6,7% en la tasa interanual, ya que en el mismo periodo del año anterior se registraron 3.074. 

Estos números sitúan ya al año 2019 entre uno de los peores de los últimos diez en siniestralidad laboral y, a falta de los datos que aporten los tres últimos meses, la realidad es que hasta la fecha en Sevilla se registran 74,3 accidentes en el trabajo cada día y muere un trabajador cada 12,5 días.

Fuente: Ministerio de Trabajo. Gráfico: Dpto. de Infografia Fuente: Ministerio de Trabajo. Gráfico: Dpto. de Infografia

Fuente: Ministerio de Trabajo. Gráfico: Dpto. de Infografia

El secretario de Acción Sindical de CCOO de Sevilla, Carlos Aristu, es tajante al apuntar las causas de este repunte en la siniestralidad laboral, que fundamentalmente atribuye a la reforma laboral del año 2012. "Aquí hay dos elementos claves que saltan. La aplicación de la reforma laboral en el año 2012 trajo consigo un aumento de la precariedad cada vez en más sectores. Esto está directamente relacionada con el aumento de la siniestralidad como también la temporalidad y las jornadas a tiempo parcial", afirma.

Desde el sindicato aseguran que los trabajadores con contratos temporales "tienen cinco veces más accidentes" que los que tienen contratos fijos y que los accidentes de empleados a tiempo parcial "doblan" a los de asalariados a tiempo completo.

El número de fallecidos en el 'tajo' desde enero ha crecido un 40% respecto a 2018

Otra de las razones que apunta el responsable de Acción Sindical de CCOO de Sevilla es la "falta de vigilancia" de las medidas de prevención. "Las administraciones no hacen labores de vigilancia y hay una gran falta de responsabilidad empresarial. En construcción, las obras pequeñas son la selva. Nadie usa servicios preventivos y las empresas no cumplen la normativa. En Riesgos Laborales está todo inventado y todas las muertes son evitables en los centros de trabajo", concluye.

Respecto a la evolución de los datos de siniestralidad laboral, destaca el repunte porcentual en cuanto a accidentes mortales ya sean en jornada o in itinere. Los 25 muertos en los que va de año indican un incremento del 40% respecto al mismo periodo de 2018, cuando se contabilizaron 15 fallecimientos según los datos del Ministerio. Un incremento que lleva a Aristu a comparar los datos de este año con los de 2017 cuando se registró el mayor número de trabajadores fallecidos en jornada laboral (32) de los últimos diez años. "Ahora mismo estamos a ese nivel", matiza, al tiempo que explica que, hace dos años, Sevilla fue la segunda provincia de España en muertes en el trabajo, sólo por detrás de Madrid, "con un volumen de población trabajadora muy superior".

"Todas las muertes son evitables en el trabajo, pero no se hacen labores de vigilancia"

La mayoría de los accidentes han tenido lugar durante el desarrollo de la actividad profesional (16.923) y de ellos, el 99,1% han sido de carácter leve. Una cifra que ha escalado un 6,3% respecto a los primeros nueve meses del pasado ejercicio. Los accidentes graves también se han incrementado en un año, pasando de 118 en 2018 hasta los 137 de 2019.

En cuanto a los accidentes in itinere, los siniestros leves han aumentado un 6,6%, mientras que los accidentes graves, con un total de 52 han descendido han descendido dos respecto a los que se habían registrado el año pasado entre  enero a septiembre.

Los que sí han experimentado un importante incremento son los accidentes mortales in itinere. En la provincia han fallecido este año 11 personas entre su casa y el trabajo frente a las 4 que murieron en el mismo periodo de hace un año. Una cifra que, según Carlos Aristu, engrosa fundamentalmente el género femenino "por el volumen y la velocidad de sus desplazamientos para conciliar con la vida familias".

"Lamentablemente es así y las muertes de mujeres y hombres in itinere están ya casi al 50-50. En su mayoría, ellas van a trabajar y vuelven corriendo para recoger a los niños del colegio o hacer la comida, por ejemplo, y eso hace que tengan un mayor riesgo de sufrir accidentes. En ese aumento hay un componente de género clarísimo", explica.

7 de cada 10 accidentes son de casa y el trabajo

El 71% de los accidentes de tráfico que se producen durante la jornada laboral en Sevilla tienen lugar en los desplazamientos de casa al trabajo, seguido por los desplazamientos producidos durante la propia jornada laboral, con un 24%. Este es el principal dato presentado sobre accidentes de tráfico sufridos por los trabajadores protegidos en la provincia entre el 1 de enero de 2016 y el 30 de septiembre de 2019, con motivo de la celebración de la II Semana de la Seguridad Vial Laboral de Fraternidad-Muprespa.

En cuanto a los accidentes laborales a nivel nacional, el total de siniestros ocurridos desde el 1 de enero de 2016 y el 30 de septiembre de 2019 se acerca a los 26.000 y 66 trabajadores protegidos perdieron la vida en ellos. En todos estos años se repite un patrón: del total de accidentes, más de dos tercios fueron al ir o volver del trabajo, mientras que el resto se produjeron en desplazamientos durante el desarrollo de la jornada laboral.

La media de días de baja tras un accidente fue de 40,25 en el período observado y el coste económico medio anual derivado de la incapacidad temporal se sitúa en 10,35 millones de euros. Al igual que en otras estadísticas nacionales sobre siniestralidad laboral, la de Fraternidad-Muprespa refleja que sufren más accidentes los hombres que las mujeres.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios