Se dispara el consumo en Sevilla

Los supermercados de Sevilla llaman a la calma por el coronavirus y aseguran el abastecimiento

  • Las grandes superficies comerciales reconocen un aumento de ventas, hacen un llamamiento a la tranquilidad y garantizan el abastecimiento de productos

  • Se está registrando hasta el doble de ventas respecto a las cifras habituales en este periodo del año

Las estanterías de frutas y verduras prácticamente vacías en un supermercado de la capital por el aumento de ventas. Las estanterías de frutas y verduras prácticamente vacías en un supermercado de la capital por el aumento de ventas.

Las estanterías de frutas y verduras prácticamente vacías en un supermercado de la capital por el aumento de ventas. / José Ángel García

El miedo a quedarse sin productos de primera necesidad ha llenado en los últimos días de clientes los supermercados y grandes superficies de, prácticamente, todo el país. Sevilla tampoco escapa a esta tendencia y, a pesar de que la expansión del coronavirus sigue siendo moderada con once casos, este miércoles fueron varios los supermercados de la capital que se vieron desbordados ante un aumento del volumen de clientes habituales. No obstante, las grandes cadenas comerciales hacen un llamamiento a la calma y garantizan el abastecimiento de todos los productos.

"Es cierto que hemos tenido momentos puntuales en los que no nos ha dado tiempo de reponer y se han visto algunas estanterías vacías, pero, en general, hay normalidad en las tiendas y esta mañana hemos abiertos todos nuestros centros con todos los productos", explican desde una cadena de supermercados en Sevilla.

No es la única que lanza este mensaje. Las grandes superficies comerciales también confirman un aumento de ventas en Sevilla desde el miércoles. En la misma línea, aseguran que "no hay ningún producto agotado" y que la red de hipermercados en la ciudad "tiene mercancía suficiente" para afrontar esta crisis sanitaria. "La venta sí está siendo mayor y hay un aumento del volumen de entrada de clientes, pero las baldas están llenas de productos y no hay nada agotado", detalla una empleada.

Es el mismo mensaje de tranquilidad que envía tanto a la ciudadanía como al sector alimenticio la  Confederación Andaluza de Empresarios de Alimentación y Perfumería (CAEA). "Hacemos un llamamiento a la calma porque no hay ningún motivo para que se hagan compras compulsivas", afirma Álvaro González Zafra, secretario general técnico. 

Desde CAEA aseguran que el "abastecimiento está garantizado". Sí reconocen "un aumento significativo" de ventas en los últimos días, llegándose incluso a "duplicar la demanda habitual", en palabras de González Zafra, pero "eso no quiere decir que haya desabastecimiento y todo se está reponiendo en un máximo de 24 horas", aclara.

Recuerda que no hay motivo para alarmarse a nivel nacional porque el país cuenta con un "sistema de distribución comercial excepcional con un supermercado cada 2.000 habitantes". González Zafra añade que, incluso llegando hipotéticamente a un situación de aislamiento como la que tiene Italia, "los productos básicos siempre estarían disponibles porque las farmacias y supermercados siempre van a permanecer abiertos".

La histeria entre los sevillanos

No obstante, la sensación no es esa entre la ciudadanía y las medidas decretadas el lunes por la Comunidad de Madrid y los bulos e imágenes difundidas por las redes sociales han generado una histeria colectiva en los sevillanos que han hecho que en los últimos días los supermercados se hayan convertido en el principal reflejo del pánico a la incertidumbre por el coronavirus. "Vine ayer a por dos o tres cosas que me hacían falta pero vi como la gente se llevaba hasta dos carros llenos y he vuelto hoy a hacer la compra del mes", afirma Manoli a las puertas de un supermercado sevillano.

Esta situación ha dejado desde el miércoles imágenes de estanterías vacías en algunos supermercados de la ciudad y un trasiego de personas de todas las edades en busca de productos básicos, sobre todo, de higiene y de alimentación no perecedero. "Es un aumento de venta en general, pero se está vendiendo mucho fresco, arroz, legumbres, cereales, pasta o leche", explica una cajera de un supermercado, que afirma que este jueves se ha recibido "más mercancía de lo habitual".

En cualquier caso, y en todos los supermercados consultados, el producto estrella es el gel desinfectante, incluso geles y otros añadidos para su elaboración casera, aseguran en una de las tiendas. También se está vendiendo, según las fuentes consultadas, mucho papel higiénico.

Otros clientes, no obstante, miran atónitos cómo algunas personas están "comprando sin sentido". Es la opinión de Sara Sánchez, una universitaria que cree "que no es normal" que la gente se lleve tanta comida porque considera que con ello "se está creando una alarma innecesaria", apunta mientras lleva en sus manos apenas un sándwich y un refresco para almorzar entre clase y clase.

Un centro comercial de la capital con sus calles desiertas. Un centro comercial de la capital con sus calles desiertas.

Un centro comercial de la capital con sus calles desiertas. / Juan Carlos Vázquez

Por su parte, el temor a un posible contagio puede ser la razón por la que este jueves varios centros comerciales de la ciudad hayan contado con menos público de lo habitual, algunos de ellos con sus calles prácticamente desiertas.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios