Las millonarias repercusiones de una desconexión histórica

Zuckerberg pierde casi 6.000 millones por la caída de Facebook, WhatsApp e Instagram

En cifras, la histórica caída de WhatsApp, Instagram y Facebook

En cifras, la histórica caída de WhatsApp, Instagram y Facebook / Archivo

Se dice que "la comunicación existe en cada detalle de la vida", y como ahora la vida de las personas gira entorno a una pantalla con multitud de filtros, el día de ayer para la sociedad fue un completo desastre, hasta tal punto que casi tienen que salir a hacer amistades a la vía urbana, cara a cara. Este infierno fue debido a una caída mundial, la peor de su historia, de WhatsApp, Instagram y Facebook, las tres patas de un banco muy inestable cuya precipitación al vacío tecnológico costó 140 millones de euros a la economía global.

Casi 800 millones de euros por algo más de 300 interminables minutos que pusieron "patas arriba" al globo terráqueo. Para los expertos la peor desconexión de todos los tiempos ha supuesto casi 50.000 caídas del servicio de WhatsApp, algo más de 7.000 en Facebook y 13.107 en Instagram.

Si echamos un vistazo a la bolsa, en las últimas horas Facebook, que ya estaba mirada con lupa por los desaires internos de la empresa, se ha desplomado un 5%, lo que ha hecho que su fundador y presidente Mark Elliot Zuckerberg pierda la friolera cantidad de, aproximadamente, 6.000 millones de euros. Esta pérdida tan significativa ha hecho que el empresario estadounidense quede relegado al sexto puesto en la lista de personalidades más ricas del mundo. En definitiva, entre escándalo y caída, la red social ha perdido un 13% de valor en el mercado en los últimos treinta días.

Además, "a rey muerto, rey puesto" y las crisis son oportunidades que no hay que desaprovechar. Por ello, Telegram ha sido la gran benefactora ya que ha sumado 25 millones de nuevos usuarios, algo que no es de extrañar, no sólo por los problemas de la última jornada, sino por unas condiciones de uso que a más de uno les cuesta consentir y buscan alternativas, a priori, menos invasivas. Para ser más concretos, Telegram aumentó su actividad un 38% en Asia y un 27% de Europa.

Reacciones en todo el mundo

Facebook no tardó en pedir "disculpas a todos los afectados" y afirma que está trabajando para saber con exactitud qué es lo que pasó. Aun así, el daño ya estaba hecho y la inquina se apoderaba de los caracteres en millones de tweets. Sin ir más lejos Netflix España utilizaba la imagen de una de sus series para afirmar que Twitter puede con todos, Ibai Llanos aconsejaba a sus seguidores que le contactaran a través de Bizum y hasta los compañeros de la sección de NBA de Movistar+ utilizaban la desternillante risa del gran Shaquille O´neal para explicar la situación.

La realidad es que no es el primer fallo en lo que va de año de estas redes sociales e incluso, en alguna que otra ocasión, ha afectado al 90% del total de sus usuarios. Acciones como estas confirman que, aunque la comunicación es vital y las redes sociales son parte fundamental de la misma, se me viene a la cabeza el mítico cartel en un bar desconocido que aconsejaba aquello de "no hay Wifi, hablen entre ustedes".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios