Andalucía

El PP aboga por sacar de la Junta a quien entró en la Faffe “por enchufe”

  • Los populares han solicitado información sobre las cajas de la extinta fundación en la comisión de investigación del Parlamento

José Antonio Nieto. José Antonio Nieto.

José Antonio Nieto.

Si el PP pudiera, los “echufados” de la Faffe que siguen en la Junta saldrían de la Administración. Lo ha reconocido este miércoles el portavoz popular en el Parlamento, José Antonio Nieto, que ha aludido a las personas que, cuando gobernaba el PSOE, entraron por “enchufe” en la Fundación Andaluza Fondo de Formación y Empleo y que fueron recolocados tras la extinción de esta entidad dependiente de la Consejería de Empleo, que sigue judicializada y sometida a una comisión de investigación en la Cámara regional.

Nieto ha revelado que el Ejecutivo de PP y Ciudadanos ha solicitado informes jurídicos para “poner orden en ese caos que hemos heredado”y para dar una solución “legal y ética” a los contratados, que han adquirido “una serie de derechos” y trabajan en la Junta.

La Faffe contrató a 1.600 trabajadores en Andalucía, de los cuales Nieto cree que más de doscientos son cargos públicos del PSOE gracias al “clientelismo y el enchufismo”, una cifra que aún no se conoce con exactitud a pesar de las numerosas veces que lo han pedido, lo que ha calificado de “escandaloso”.

“No es ético que quien entra por la puerta de atrás y de forma irregular, con nocturnidad y alevosía, pueda mantenerse en un puesto de trabajo que tanto necesitan otras personas que llevan mucho tiempo preparándose y esforzándose y que no han tenido esos privilegios que el PSOE les ha dado a algunas de las personas de su entorno”, ha subrayado el diputado cordobés.

Nieto ha aludido a dos casos de este tipo: un ex alcalde socialista de Montellano, que recibía 2.200 euros al mes y “no sabía ni cómo funcionaba el ordenador”, y el ex regidor de Lebrija Antonio Torres, que cobró más de medio millón de euros de la fundación sin ir a trabajar.

Nieto ha hecho estas afirmaciones al anunciar los documentos que su partido ha solicitado para la comisión de investigación creada sobre la Faffe, que considera un órgano “clave” en esta legislatura para conocer quién “actuó mal” y “lo pague” y que se devuelta “hasta el último euro mal utilizado”.

En la comisión, que se vuelve a reunir el 4 de junio para que los grupos políticos propongan comparecencias, el PP ha pedido saber a cuánto ascienden los reintegros de subvenciones de la fundación y la situación en la que se encuentran.

También han pedido información sobre el control de los fondos y del dinero líquido de la fundación, lo que relaciona con las tarjetas de sus dirigentes, que sirvieron para pagar en burdeles, y han solicitado un informe sobre la auditoría y la liquidación de la Faffe y los contratos de alquiler y subarrendamiento de inmuebles.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios