Encuesta electoral Metroscopia

Ciudadanos es el preferido para pactar con el PSOE o el PP tras las elecciones generales

  • La alianza andaluza es la que menos gusta al conjunto de electorado

Albert Rivera y Pablo Casado. Albert Rivera y Pablo Casado.

Albert Rivera y Pablo Casado. / EFE

La respuesta de quién ha ganado las elecciones comienza a carecer de sentido, si se trata de saber quién formará en el Gobierno. Por tercera vez consecutivas, las elecciones generales del 28 de abril se saldarán sin una mayoría absoluta de un único partido. Ser el primero en el recuento no asegura la Moncloa, es el resultado del final del bipartidismo imperfecto que ha descrito al parlamentarismo español desde la Transición.

La encuesta sobre las elecciones generales de Metroscopia para los diarios del Grupo Joly indican que los electores tienen menos barreras rojas entre partidos que los líderes de éstos, aunque hay un rechazo creciente a medida que se alejan las opciones hacia los extremos. Así, Ciudadanos es el partido preferido por una mayoría para que entre en gobiernos conservadores y progresistas.

Porcentaje entre el total de los españoles y entre los potenciales votantes de cada partido que se muestran a favor de cada uno de los siguientes pactos Porcentaje entre el total de los españoles y entre los potenciales votantes de cada partido que se muestran a favor de cada uno de los siguientes pactos

Porcentaje entre el total de los españoles y entre los potenciales votantes de cada partido que se muestran a favor de cada uno de los siguientes pactos / Fuente: Metroscopia / Elaboración: Dpto. Infografía

Una mayoría de españoles prefiere un Gobierno de coalición entre el PSOE y Ciudadanos o entre el PP y Ciudadanos e, incluso, uno entre PSOE, Ciudadanos y PP, que es la opción que en alguna ocasión ha solicitado Manuel Valls, candidato apoyado por los naranjas para la alcaldía de Barcelona. No obstante, el que cuenta con mas apoyos es el de PSOE y Ciudadanos, una coalición que además sería posible según los datos de este sondeo de marzo.

El problema de la propuesta de Valls es que el electorado socialista rechaza el Gobierno con el PP y al contrario; es decir, que hay muchas barreras emocionales entre los partidarios de los dos partidos tradicionales hacia el contrario.

La fórmula andaluza, la de PP, Ciudadanos y Vox, es la que menos gusta al conjunto. Es más, sólo es la preferida entre los votantes de Santiago Abascal, aunque no encuentra demasiado rechazo entre los del PP.

La mayoría de los votantes socialistas opta por que sea Ciudadanos el socio preferente, ya sea a dúo (el 64% está a favor de un pacto PSOE-Cs) o a trío con Unidas Podemos. La alternativa de la alianza con Unidas Podemos y ERC es la minoritaria, aunque un 49% la considera.

Unidas Podemos es la única línea roja que ponen los votantes de Ciudadanos. El Gobierno preferido sería uno con los de Pablo Casado, aunque tampoco descartan la de Pedro Sánchez. Esta segunda opción es la que rechaza Albert Rivera. La negó en el caso de las elecciones andaluzas del 2 de diciembre y lo vuelve a hacer ahora.

El votante de Ciudadanos no descarta la fórmula andaluza, aunque esa vía sólo cuenta con el apoyo del 49% del electorado.

Los votantes de derechas del PP y de Vox lo tienen más claro, un Gobierno de los populares y los naranjas, con o sin voxistas. Claro, que el elector de Vox prioriza la entrada de su partido, pero no ve mal la coalición de los otros dos. El votante del PP sostiene en un 82% que le gusta la alianza con Vox y con Ciudadanos.

En el caso de los votantes de Pablo Iglesias, el 80% desea el Ejecutivo con el PSOE y con ERC, pero hay un nada desdeñable 58% que preferiría sacar a los republicanos catalanes de la ecuación para meter a Ciudadanos. Esto muestra un claro cambio de actitud del electorado de Podemos hacia Ciudadanos, ya que el rechazo era antes mucho mayor. A comienzos del 2016, el respaldo era del 43%, 15 puntos menos que ahora.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios