La crónica

Pablo Casado ofrece a Vox que entre en su Gobierno

  • La prensa internacional más liberal pide el voto para Pedro Sánchez "por su moderación"

Pablo Casado, el jueves en el mitin de Barcelona. Pablo Casado, el jueves en el mitin de Barcelona.

Pablo Casado, el jueves en el mitin de Barcelona. / Europa Press

Sí, estas son las elecciones generales más inciertas que se han celebrado en España. La confluencia de cinco partidos de ámbito nacional y la experiencia de las andaluzas, donde ningún sondeo apreció la fuerza de Vox, han cargado de incertidumbre el resultado del domingo. Pero pistas hay: los dos bloques, a izquierda y derecha, se sostienen sobre un equilibrio inestable que se romperá en 48 horas. El líder del PP, Pablo Casado, consciente de la posibilidad de la suma, pero también de la fortaleza de Vox, ha anunciado este viernes que si logra formar Gobierno, los de Santiago Abascal entrarán en el Ejecutivo.

Sería ir un paso más allá de la fórmula andaluza, peor Casado también desea incomodar a su otro competidor, Ciudadanos, que apuesta por un Gobierno de coalición sin Vox dentro. En una entrevista en esRadio, la de Federico Jiménez Losantos, el azote de la "derechita cobarde", Pablo Casado ha explicado que PP y Vox sumarán escaños en el Congreso con un objetivo común, que es el cambio, por lo que no desea que se sigan "pisando la manguera". No ha habido, hasta ahora, una invitación más clara a los electores, tanto de PP como de Vox, para que voten en el mismo sentido.

La pugna por el voto del centro y derecha ha sido el protagonista de esta campaña electoral. El PP está intentado socavar la credibilidad del líder de Ciudadanos, Albert Rivera, cuando asegura que nunca pactará con el PSOE. La candidata Cayetana Álvarez de Toledo ha sostenido este viernes que Rivera pactará con Sánchez si pudieran llegar a los 176 escaños. 

La campaña no es extraño sólo por la incertidumbre, sino por la irrupción de un partido ultranacionalista como Vox. Otra de los evangelios del liberalismo económico y político, el periódico Financial Times, ha solicitado el voto para Pedro Sánchez por su "moderación". Como ya hiciese la otra biblia, The Economist, el liberalismo abomina de los populismos de derecha tanto como de los de izquierdas, por lo que prefiere una victoria del PSOE que no se adentre en los caminos de Estados Unidos e Italia.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios