Actualidad

Mellet, cuarto juicio en once años

  • El ex director general de Mercasevilla fue uno de los sospechosos habituales de la juez Alaya desde que comenzó la instrucción de las macrocausas y lo investigó en hasta cinco procedimientos

El ex director general de Mercasevilla, Fernando Mellet. El ex director general de Mercasevilla, Fernando Mellet.

El ex director general de Mercasevilla, Fernando Mellet.

El ex director general de Mercasevilla Fernando Mellet volverá a sentarse mañana en el banquillo de los acusados en la Audiencia de Sevilla, donde se enfrenta a una petición de cuatro años de cárcel por la adjudicación de la guardería de la lonja. Se trata del cuarto juicio al que es sometido el que fuera responsable de la lonja en los últimos once años, desde que la juez lo convirtió en uno de los sospechosos habituales tras el escándalo que supuso el intento de cobro de una mordida de 450.000 euros a unos empresarios a cambio de la adjudicación de una escuela de hostelería.

Los tres juicios anteriores acabaron con una suerte desigual para Mellet, quien fue condenado por la Audiencia de Sevilla en noviembre de 2012 a una pena de 21 meses de inhabilitación y al pago de una multa de 600.000 euros por un delito de cohecho, relacionado con ese intento de cobrar una comisión a los empresarios de La Raza. De la mordida de Mercasevilla surgió la macrocausa de los ERE, que Alaya comenzó a investigar en enero de 2011 tras descubrir irregularidades en el ERE de Mercasevilla.

Y por esta primera condena, Mellet estuvo a punto de entrar en prisión, al no haber satisfecho la totalidad de la multa. Sin embargo, la Audiencia de Sevilla decidió en mayo de 2019 suspender durante tres años la pena de responsabilidad personal subsidiaria de 286 días por no haber satisfecho la totalidad de los 600.000 euros. La pena se suspendió porque Mellet había abonado ya 247.000 euros y se comprometió a seguir abonando dicha multa, lo que llevó al tribunal a valorar el “apreciable esfuerzo” que había realizado para el pago de la misma, llegando a ofrecer el sueldo íntegro que percibe como profesor universitario y otros emolumentos.

Tras esta condena de 2012, Mellet volvió a ser juzgado por las supuestas irregularidades en el concurso público para la venta de los suelos de la lonja, que acabó con una rotunda absolución de los diez acusados, entre los que se encontraban, además de Fernando Mellet, el ex primer teniente de alcalde y ex portavoz de IU Antonio Rodrigo Torrijos, el ex concejal del PSOE Gonzalo Crespo y el ex director de área de Vía Pública Domingo Enrique Castaño, quienes se enfrentaban a una petición de condena de dos años de cárcel.

Mellet llega al nuevo juicio con dos condenas -una de dos años de cárcel- y una absolución,

En la sentencia, dictada en junio de 2017, la juez de lo Penal aseguró que no había pruebas de “amaño”, “confabulación”, ni de “concierto previo” o manipulación del concurso público. El fallo, de 393 folios y que ni siquiera fue recurrido por la Fiscalía de Sevilla, tumbó la teoría de Alaya respecto al supuesto amaño del concurso para favorecer a una constructora porque, entre otros aspectos, la magistrada consideró que no exista ninguna motivación, beneficio o estímulo económico para que los diez acusados pudieran ponerse de acuerdo para predestinar la adjudicación del concurso.

La satisfacción de Mellet ante esta sentencia se vio enturbiada en marzo de 2019, cuando la Audiencia de Sevilla condenó al ex director general de Mercasevilla a dos años de cárcel por un delito de malversación, en relación con la beca de estudios de diseño en Londres que, por un importe de 16.412,12 euros, se pagó a la hija del presidente de la Asociación de Mayoristas de Pescado, Carmen Vela. Se trata de la macrocausa del denominado “delito societario” de Mercasevilla, si bien este delito se cayó finalmente de la acusación.

Aunque Mellet fue condenado –a una pena que distaba mucho de los 24 años de cárcel que había reclamado la Fiscalía–, esta sentencia supuso un nuevo varapalo para las instrucciones llevadas a cabo por la juez Mercedes Alaya, puesto que el tribunal absolvió a los otros 13 procesados que se enfrentaban a penas de entre tres y cuatro años de cárcel por delitos de prevaricación, malversación de caudales públicos y falsificación de documento mercantil, en relación con un supuesto perjuicio causado a la sociedad que según las acusaciones ascendía a un total de 449.164,74 euros. Pero todo quedó finalmente reducido a la cuestión del pago de la beca de estudios.

Y en esta situación, con dos condenas y una absolución, Fernando Mellet vuelve a sentarse a partir de mañana en el banquillo de los acusados en su cuarto juicio en los últimos once años que han transcurrido desde que saltó el caso Mercasevilla. Este caso es el penúltimo al que se enfrenta, puesto que aún sigue investigado en una pieza de la macrocausa de los ERE, relacionada con las presuntas irregularidades detectadas en las prejubilaciones de trabajadores de la lonja del año 2003, donde fueron detectados dos intrusos –personas que se incluyeron en las pólizas y no habían trabajado en la empresa–.

Ahora se enfrenta a otros cuatro años de prisión por la concesión de la escuela infantil

En el juicio que se inicia mañana por la adjudicación de la guardería, Mellet se enfrenta a una petición de la Fiscalía de cuatro años de prisión y 19 años de inhabilitación para empleo o cargo público por delitos de malversación de caudales públicos y prevaricación.

El fiscal sostiene que el acusado no informó a los órganos de Mercasevilla de que había firmado un precontrato en febrero de 2004 con la empresa Gestión Mohefa para la explotación de la escuela infantil del mercado mayorista, y la Comisión Ejecutiva decidió en marzo que “no procedía la externalización” de la explotación de la escuela infantil, lo que imposibilitó la ejecución del precontrato.

Mohefa demandó a Mercasevilla y la Justicia condenó a la lonja a cumplir dicho acuerdo, por lo que en diciembre de 2015 Mellet pactó con la empresa una indemnización de 150.251 euros, a pesar de que el procedimiento civil “había terminado con una indemnización en torno a los 20.000 euros”.

La Fiscalía sostiene que Mellet no dio cuenta “nunca del precontrato celebrado, ni de la indemnización acordada, al consejo de Administración o a la Comisión Ejecutiva, excediéndose de sus funciones y de los límites de disposición monetaria que tenía”, que eran de 60.000 euros.

Mellet reconoció en su declaración en la fase de instrucción que firmó un “precontrato” con la empresa Mohefa para la explotación de la guardería y aseguró que la firma del mismo “entraba dentro de sus facultades” como director general de la lonja. Asimismo, declaró que informo de la firma del precontrato a la Comisión Ejecutiva de Mercasevilla.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios