Responsabilidad Social Corporativa

Unos abogados becan a un futuro estudiante de Derecho de Los Pajaritos

Una actividad navideña en la parroquia de La Candelaria Una actividad navideña  en la parroquia de La Candelaria

Una actividad navideña en la parroquia de La Candelaria

Un chico de familia africana, residente en el barrio de Los Pajaritos, recibe este curso una beca de la agrupación sevillana de abogados Guadaliuris. El objetivo: que no abandone los estudios, que no se vea obligado a trabajar y que reciba apoyo hasta llegar a la universidad. El joven quiere estudiar la carrera de Derecho o un doble grado de Derecho y ADE.

Se trata de uno de los proyectos emprendidos por Manuel Sánchez, párroco de Los Pajaritos, con Guadaliuris, una agrupación de interés económico que aglutina a 27 bufetes sevillanos. 

El párroco explica a este periódico que el chico, nacido en España, procede de una familia de inmigrantes subsaharianos que viven en una situación precaria en su barrio. En caso de no recibir la beca de 500 euros mensuales, estaría buscando trabajo y habría dejado los estudios. 

Hasta hace poco era un “niño perdido” pero gracias al apoyo recibido desde el inicio del año escolar está cursando con éxito la Educación Secundaria para Adultos y el próximo curso entrará en Bachillerato, explica Manuel Sánchez

Un voluntario de su parroquia, profesor de instituto, actúa como su tutor y hace un seguimiento de su rendimiento escolar, del que informa periódicamente a Guadaliuris. El último informe tuvo lugar el pasado viernes y según las personas encargadas de su seguimiento tiene muchas posibilidades de llegar a la universidad.

Dice el párroco que el joven “está sacando buenas notas y ha recobrado la ilusión”.

Las dos parroquias del barrio, Nuestra Señora de la Candelaria y Blanca Paloma,  tiene en marcha otro proyecto con los bufetes integrantes de Guadaliuris, consistente en asesoramiento jurídico gratuito para aquellas personas que no puedan pagar un abogado y tampoco accedan al turno de oficio del Colegio de Abogados. 

Manuel Sánchez destaca que Los Pajaritos padece "un alto índice de absentismo escolar y violencia en la escuela, tiene una problemática que impide desarrollarse a personas con mucha valía, en este ambiente es difícil aspirar a algo más y no conformarse”.

Es un barrio “con un abandono por parte de las administraciones, un profesorado muy quemado, una calidad de vida muy deteriorada, sin higiene en las calles”, resume el sacerdote. Con proyectos como este “se da a los jóvenes una oportunidad para que salgan adelante”.

El párroco participó el viernes en una reunión de trabajo con Guadaliuris en la que trataron, entre otros proyectos, hacer una mesa de debate con las administraciones.

Según el Instituto Nacional de Estadística, en 2017 Los Pajaritos repitió como el barrio más pobre dentro de las ciudades españolas de más de 250.000 habitantes, con una renta media anual por familia de 12.307 euros.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios