Patrimonio histórico Seis meses de multa por un grafiti en el palacio de la Buhaira

  • El grafitero pagó antes del juicio los gastos de limpieza

Algunos de los grafitis  y tags de los Jardines de la Buhaira

Algunos de los grafitis y tags de los Jardines de la Buhaira / Juan Carlos Vázquez

El juzgado penal 3 de Sevilla ha impuesto seis meses de multa y el pago de 916 euros a un joven que pintó  un grafiti en el palacio de la Buhaira, declarado Bien de Interés Cultural. La sentencia le aplica a atenuante de reparación del daño porque antes del juicio consignó los 916 euros que costó reponer las paredes afectadas a su estado original.

Según la sentencia a la que tuvo acceso este periódico, en fecha no determinada del año 2017 Javier C.N., de 25 años, realizó el grafiti en el monumento “con ánimo de menoscabar el patrimonio histórico”.

El juicio no llegó a celebrarse en enero pasado porque el acusado y su letrado defensor mostraron la conformidad con la calificación del Ministerio Fiscal y se dictó sentencia de viva voz por un delito contra el patrimonio histórico, con la declaración expresa de que ninguna parte la recurriría.

Antes del juicio el grafitero depositó en el juzgado los 916,71 euros en que fue valorada la limpieza del monumento, por lo que la sentencia le aplica la atenuante muy cualificada de reparación del daño.

Los Jardines de la Buhaira han sido históricamente una de las zonas más degradas del barrio de Nervión al ser escenario de botellonas, estar llenos de suciedad y cubiertos de pintadas que afectan sobre todo a los restos monumentales del palacio almohade (siglo XI) y a los muros de cerramiento. 

Aunque la sentencia no precisa como era el grafiti ni cómo fue identificado su autor, la Policía suele localizar con facilidad a sus creadores porque suben fotos a las redes sociales.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios