Historias de San Valentín

Cuando George encontró a Wendy: la historia de un Dogo de burdeos y una gatita rescatada

  • Desde el primer momento que Wendy vio a George, no se separó de ella ni un momento. Consiguió devolverle la alegría que había perdido al morir Dennie

Cuando George encontró a Wendy: la historia de un Dogo de burdeos y una gata rescatada Cuando George encontró a Wendy: la historia de un Dogo de burdeos y una gata rescatada

Cuando George encontró a Wendy: la historia de un Dogo de burdeos y una gata rescatada

Hoy es 14 de febrero y muchos de vosotros celebráis el "día de San Valentín". Este día se festeja mundialmente para demostrar el amor, pero también es un día para celebrar la amistad, y por eso queríamos enseñaros en esta sección de mascotas la amistad tan bonita que surgió entre Wendy (una pequeña gatita) y George (Dogo de burdeos). 

Lindsay encontró a Wendy en el parque cuando apenas tenía dos meses. La gatita estaba sentada en un árbol y cuando Lindsay se acercó, en vez de salir corriendo empezó a jugar con ella. En su casa siempre acogen animales pero lo que pasó con Wendy fue diferente, ¡se ganó sus corazones en tan solo un día!

Ver esta publicación en Instagram

Una publicación compartida de Lindsay (@nana__george)

Cuando llegó a casa, Wendy se acercó a George directamente hacia el medio de sus patas delanteras y se recostó al lado de él e incluso se puso un poco por debajo. George es un Dogo de burdeos que pesa más de 60 kilos. Literalmente ella era del tamaño de una de sus patas, pero eso no le impedía hacer con el perro lo que quisiera. Siempre se subía a su lomo o se quedaba dormida en su pata, e incluso cuando la apartaban por miedo a que el perro le hiciera daño sin querer, ella volvía al mismo lugar. 

Ver esta publicación en Instagram

Una publicación compartida de Lindsay (@nana__george)

El Dogo de burdeos es un perro que a simple vista impone, y aunque su dueña pensaba que la gata estaría intimidada por lo grande que era su perro, estuvo encima de él desde el principio, demostrando además tener una personalidad muy fuerte. "Maúlla como una loca cuando lo ve. Está por toda su cara, por un lado y por el otro, frotándose y besándolo si puede. E incluso juega con su cola", dice Lindsay en uno de los vídeos difundidos en redes sociales. 

Wendy llegó a la vida de George en un momento muy delicado. Dennie (una cerdita) y George eran muy amigos y cuando ella murió él sintió la pérdida y estaba muy desconsolado. Cuando Wendy llegó ocupó ese hueco en su corazón y el de sus nuevos dueños.

Ver esta publicación en Instagram

Una publicación compartida de Lindsay (@nana__george)

George es un perro que ama todos los animales. En su familia cuentan con muchos de ellos porque lo han rescatados, e incluso tiene una cuenta de Instagram que se llama @nana__george .En ella se le puede ver jugando con decenas de perros, patos, gatos, cerdos, conejos... Sin duda, el nombre de "Nana George" le viene que ni pintado. 

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios