Zahir Ensemble | Crítica Resonancias de la música quieta

Zahir Ensemble Zahir Ensemble

Zahir Ensemble / D. S.

En la charla previa al concierto que mantuvo con el periodista Jesús Morillo, César Camarero repitió alguna de sus ya conocidas ideas sobre su música (la composición como una forma de explorar lo desconocido) y su percepción (su deseo de una experiencia pura, directa, interesada sólo por el sonido y no por el discurso teórico que lo sustenta). No obstante se prestó a presentar algunos ejemplos de los procedimientos empleados en las tres obras que tocaría luego Zahir, muy especialmente el uso de la síntesis instrumental, esto es, la forma en que los instrumentos pueden imitar recursos de la electrónica.

Tanto en Music for a liquid Theater, que era estreno, como en la ya bien conocida Abreviaturas, una pieza de 1999, o en la última revisión de su Música para contemplar la evolución de una ola a cámara lenta, original de 2012, Camarero se muestra como ese maestro de pluma finísima en los detalles texturales y tímbricos, con querencia por unos contrastes bien marcados entre largos pasajes de quietud y una agitación, una acumulación de acontecimientos, que parece haber ido ganado terreno en sus últimas composiciones.

Hay algo en esta dialéctica entre lo calmo y lo convulso, entre las repeticiones y las variaciones que interroga a nuestra memoria y a la forma en que sentimos el paso del tiempo. Hay sonidos que pasan frenéticos y otros que se quedan resonando, y vuelven una y otra vez hasta crear la sensación de un espacio en el que vale la pena permanecer. Hay algo en la música de César Camarero que nos invita a habitarla.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios