30\20 | Crítica de teatro

Hay que seguirle la pista a Nani Muñoz

Mario Coello, Tony Núñez y Nina Martínez  en el musical '30\20'

Mario Coello, Tony Núñez y Nina Martínez en el musical '30\20' / Nani Muñoz/Marina Bravo

Nani Muñoz irrumpe en la vida teatral andaluza con Con capas y a lo bollo con la que consigue el Premio Nazario Revelación 2019 del FOC Cultura con Orgullo. Aquella obra, todavía en cartelera, estaba interpretada por Victoria Lascuer y Nina Martínez y representó un soplo de aire fresquísimo por su manera de tratar las relaciones amorosas entre mujeres y, sobre todo, por acercarse a la generación millennial.

Ahora, Muñoz, se inspira en el monólogo de Jonathan Larson que dio pie al musical Rent  y crea un magnífico espectáculo donde se ocupa, de nuevo, de reflejar a los menores de treinta años (sólo hay que ver la nómina de todos los participantes en el montaje) y se hace eco de las incongruencias y los miedos de una juventud que fue criada entre algodones pero a la que han condenado a vivir peor que sus padres.

Un musical que representa a la generación de los treintañeros

Los tres protagonistas de 30\20, Tony Núñez, Nina Martínez y Mario Coello son artistas: músico, pintora y actor (respectivamente). Cada uno de ellos ha resuelto su vida económica, Tony es camarero, Nina pinta Cristos y Mario trabaja en una multinacional. Con estos mimbres han creado un musical (maravillosa la canción en la que se pelea la pareja) que bebe de las canciones de Disney en un principio pero que se va acercando más al estilo de Rent a medida que los juegos de juventud se van disipando y van enfrentándose a la vida de adultos.

Hay material para tres espectáculos en este impresionante trabajo de estos inmensos profesionales jóvenes.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios