Visto y Oído

francisco / andrés / gallardo

Cazados

TENEMOS a una novia chiclanera, subidita, que no sabe dónde está Murcia y que no se entera de casi nada del gargajeo francés en el que se esfuerza su marido belga, capaz de entonar la Salve Rociera. Bruselas marismeña. Viva Cadi y las castas de los realities. La suegra no pone tampoco en el atlas a su yerno, cree sólo que es "de Madrid para arriba". Así trazamos muchas veces los mapas, por simplificar. Si le agregaran efectos cómicos de música estaríamos en un programa de Luján Argüelles, pero esto, aunque no lo parezca, es Antena 3. Casados a primera vista es un tajo en la parrilla actual de esta cadena, pero quieren probar en el dating show eliminando todo lo descacharrante y dejando la parte más reality. Para disimular se vende al espectador como "un experimento sociológico" (¿ya estamos?), con un "método nuevo" para emparejar, y los sociólogos de verdad se ponen malos sólo de pensar en las justificaciones que se hacen en pro del puro espectáculo de la televisión. Los expertos de aquí son unos sosos redomados. La mecánica es casar a gente que no se conoce de nada pero que, dicen, tienen mucha afinidad según los cálculos informáticos con la precisión de un Spectrum. Hay que tener un pobre concepto del matrimonio y del futuro en común para arrojarse así por la borda ante toda España, claro. Y es normal que todos los mosqueados familiares tilden de locos a los protagonistas.

Los espíritus de Jesús Puente y de la Igaritburu cuando era adolescente sobrevuelan en el bodorrio de Cancún, con todo el rosado difuminado. Este meeticvisión, como si pusiéramos una cámara en el cogote a los mayores de Juan y Medio cuando salen del plató, es un relato de una panda de osados a los que en lunes venideros contemplaremos en sus esfuerzos por rizar estos tirabuzones inconscientes a los que les condena Teleantena 35. Los espectadores más curiosos encontrarán entretenido este suicidio nupcial; los demás hemos hallado un Quién quiere casarse… bien prescindible.

Tags

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios