Sesión de ida y vuelta en el Íbex

EL Íbex retrocedió un 1,98% al cierre de la sesión de ayer, la mayor caída desde el 15 mayo, cuando cayó un 2,36%. Pese a ello, el selectivo consiguió conservar la cota psicológica de los 10.500 enteros (10.533,6), perdida a lo largo de la jornada. En el mercado de deuda, la prima de riesgo se colocó en 162,5 puntos básicos, con la rentabilidad del bono a diez años en el 2,825%.

Acciona se convirtió en el farorillo rojo de la sesión, con una caída del 3,5%, seguida de Gamesa (-3,41%), Indra (-3,34%), Repsol (-3,34%) y Mediaset (-3,13%). Salvo Iberdrola (-0,86%) e Inditex (-0,94%), el resto de los blue chips registraron descensos en su cotización superiores al 1%. Tras Repsol, se situaron Santander (-2,35%), BBVA (-1,97%) y Telefónica (-1,89%).

La suspensión de la cotización de los títulos de Espirito Santo Financial Group (ESFG) y de Banco Espirito Santo provocaron un terremoto en las principales plazas europeas, que experimentaron importantes caídas.

El Íbex llegó a ceder cerca de un 2,8%, la mayor caída desde el mes de enero, y a situarse por debajo de los 10.500 enteros. Los bancos y las constructoras fueron los principales causantes de este recorte. Esta situación llevó incluso al Banco Popular a aplazar la emisión de bonos eventualmente convertibles (CoCos) en acciones programada para ayer, por un valor de 750 millones de euros, hasta que las condiciones del mercado mejoren.

El índice español se colocó a la cabeza de las pérdidas en Europa, por delante de Fráncfort (-1,13%), París (-1,09%) y Londres (-0,49%). En el mercado de divisas, el euro se intercambiaba a 1,3599 billetes verdes.

El analista de IG Daniel Pingarrón explicó que el sector bancario europeo "atraviesa una mala racha desde hace tiempo, motivada principalmente por una serie de noticias negativas que atañen a valores concretos, como BNP, Commerzbank o el BES".

Tags

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios