Sorteos Bonoloto y Gordo de la Primitiva: resultados de este 5 de febrero

Medio Ambiente

El nuevo centro de defensa forestal en El Pedroso costará cinco millones

  • Sustituye al edificio actual por las graves deficiencias que presenta para prestar el servicio

  • Se levantará en una parcela municipal, en la carretera que llega a Constantina

Un operario del Infoca durante la extinción de un incendio.

Un operario del Infoca durante la extinción de un incendio. / D. S.

La Dirección General de Medio Natural, Biodiversidad y Espacios Protegidos de la Junta de Andalucía ha adjudicado a la empresa Tr.Construya, por un importe de 4,76 millones de euros (cofinanciados al 80% por la Unión Europea), la construcción del nuevo centro de defensa forestal (Cedefo) en El Pedroso, en pleno parque natural de la Sierra Norte de Sevilla. El contrato se formalizó el pasado martes, 4 de enero, según el acta oficial recogida por Europa Press.

La declaración de impacto ambiental (DIA) emitida por la Dirección General de Calidad y Evaluación Ambiental del Ministerio de Transición Ecológica respecto a este proyecto, que sustituye la instalación que con tal fin funciona desde hace años en dicho municipio, contempla varios requisitos destacables.

Según figura en el documento, en las instalaciones del actual centro de defensa forestal de El Pedroso “se han detectado graves deficiencias que es necesario corregir”. Por tal motivo, el nuevo Cedefo se levantará en una parcela de 40.000 metros cuadrados, propiedad del Ayuntamiento de El Pedroso y ubicada junto a la carretera autonómica A-452, que une dicha localidad con Constantina.

El proyecto comprende una helisuperficie con capacidad de estacionamiento para cuatro helicópteros e instalaciones anexas destinadas al avituallamiento de las aeronaves, un edificio principal para usos administrativos, una nave de maquinaria con cuatro hangares para los vehículos de extinción de incendios, un taller, almacenes y un edificio de viviendas para los efectivos; así como un estacionamiento y espacios para los retenes.

“Los acabados y materiales serán los propios de las edificaciones del entorno. Se mantendrá el máximo terreno en su estado natural o sin pavimentación (albero). Los viales para los vehículos estarán conformados por un pavimento flexible; los de tránsito peatonal estarán formados por soleras de hormigón; las zonas de estacionamiento cubierto estarán formadas por pérgolas de estructura metálica cubiertas sobre bases rígidas de soleras de hormigón; y las zonas de estacionamiento al aire libre estarán realizadas sobre una base flexible o terreno compactado”, especifica el documento.