El Palquillo

El Gran Poder propondrá a monseñor Asenjo como su Hermano Mayor Honorario

  • El arzobispo de Sevilla presidió la Función Principal de la corporación tras dos meses sin salir a la calle

  • Opinión: Su luz brilla en las tinieblas

Monseñor Asenjo durante la Función Principal del Gran Poder. Monseñor Asenjo durante la Función Principal del Gran Poder.

Monseñor Asenjo durante la Función Principal del Gran Poder. / Juan Carlos Muñoz

Monseñor Asenjo reapareció tras dos meses en la basílica del Gran Poder para presidir la Función Principal de Instituto en la Epifanía del Señor de la corporación de San Lorenzo. El arzobispo de Sevilla fue protagonista de la celebración, puesto que puede que haya sido una de sus últimas apariciones públicas ostentando el máximo cargo eclesiástico de la archidiócesis. Los problemas de salud y la inminente jubilación hicieron aún más especial la festividad de Jesús del Gran Poder, conmemorada cada tarde del 6 de enero en el céntrico templo.

“Salgo por primera vez de mi casa después de dos meses”, comenzó diciendo Asenjo en su homilía. En ella, quiso agradecer al Gran Poder por “estar cerca” en los días en que ha estado “abatido por la enfermedad”. Concretó ese agradecimiento en la figura del hermano mayor de la corporación por una carta que le envió y a todos los que han rezado por él en estas últimas semanas. Además, el arzobispo hizo un repaso por el significado de la Epifanía, celebración que se prolonga hasta el próximo domingo 10 de enero. Un motivo que aprovechó para loar a los Reyes Magos, que son “santos de la Iglesia” y cuentan con reliquias en un sepulcro de la catedral alemana de Colonia. Por último, aludió a la pandemia. “El hombre se ha creído casi invencible y ha destronado a Dios del lugar que le corresponde, poniéndose en el pedestal de todas las cosas”, afirmó. Al finalizar la función, Félix Ríos tomó la palabra. Lo hizo brevemente para agradecer la presencia de monseñor Asenjo y para informar de su próximo nombramiento como Hermano Mayor Honorario de la corporación. Algo que agradeció el arzobispo alabando a las hermandades, con las que tuvo un "comienzo viscoso". Desde los cardenales Almaraz e Ilundain no se daba este nombramiento.

En esta ocasión, la pandemia hizo que se restringiera el aforo al 50% de su capacidad, colocándose 200 plazas que fueron asignadas por riguroso orden de llegada. No obstante, el canal de Youtube de la corporación de la Madrugada emitió la eucaristía como ha hecho en los anteriores días en los que se ha desarrollado el quinario de la Hermandad. Estas emisiones congregaron al otro lado de la pantalla a miles de devotos de la imagen que tallara el cordobés Juan de Mesa hace 400 años.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios