FERIA Toros en Sevilla hoy en directo | Morante, Castella y Rufo en la Maestranza

Política municipal

El PP alerta de que sólo se adelantará la mitad de las ayudas a los catering sociales de Sevilla

José Luis Sanz conversa con la trabajadora de un catering social.

José Luis Sanz conversa con la trabajadora de un catering social. / D. S.

El candidato del PP a la Alcaldía de Sevilla, José Luis Sanz, ha anunciado este viernes que aumentará las ayudas a los caterings sociales que desarrollan una labor encomiable en los barrios más desfavorecidos de Sevilla ante el retraso en los pagos por la incompetencia del alcalde socialista Antonio Muñoz. Por ello, ha anunciado que eliminará trabas burocráticas, como las que sufren actualmente, para así agilizar su trabajo.

El propio Sanz ha conocido de primera mano este trabajo que realizan los 365 días del año en los que estos trabajadores reparten comidas a personas sin recursos, impedidas o en situación de exclusión social. Menús para poder continuar con la alimentación diaria como sucede en barrios como el Polígono Sur.

El candidato del PP a la Alcaldía de Sevilla ha denunciado “que los catering sociales están asfixiados por el retraso en la tramitación administrativa y los problemas burocráticos impuestos por el gobierno socialista para recibir las ayudas que le permitan seguir desarrollando su trabajo con totales garantías”, y ha exigido diligencia al Ayuntamiento.

El retraso en la tramitación

Sanz ha explicado que “las entidades que gestionan los catering sociales nos han trasladado las graves dificultades que están atravesando porque el retraso en la tramitación y en los pagos por parte del gobierno municipal dificulta su desarrollo, ya que no disponen de suficientes recursos. En la mayoría de los casos tienen que poner dinero de su propio bolsillo mientras se resuelven los lentos trámites”. Las propias entidades, que ven como sus escasos recursos se minoran y se encarecen los productos, son las que están haciendo frente a los pagos o pidiendo créditos para poder atender a las familias que lo necesitan.

El candidato popular ha manifestado que “esta gran labor y esfuerzo que desempeñan los comedores y catering sociales no se ve facilitada por el Ayuntamiento, ya que no es comprensible que, en algunos casos, tarden más de un año en la resolución de los expedientes, lo que provoca graves desajustes en la economía de las entidades que se dedican a este empeño”.

En este sentido, el candidato del PP a la Alcaldía ha detallado que a “a día de hoy, entidades como la Asociación Abrecaminos del Sur, que gestiona el catering del Polígono Sur, entre otras, están aún pendientes de la aprobación de la cuenta justificativa de su subvención de 2022, algo inconcebible”. Ha señalado que “este retraso administrativo le supone a las asociaciones el no poder cobrar la subvención completa de 2022, ni otras ayudas o subvenciones del propio Ayuntamiento como Sevilla Solidaria o de la Junta de Andalucía, lo que les supone un grave trastorno para su funcionamiento, fruto de la nefasta gestión del gobierno municipal”.

Una nueva ordenanza

“Esta lentitud burocrática afecta al cobro en general de las entidades y les perjudica mucho, ya que perdudica el servicio social que prestan”, ha indicado Sanz, que ha resaltado la gran labor y el esfuerzo que estas entidades hacen diariamente para cubrir las necesidades alimentarias de la población en los barrios más desfavorecidos de la ciudad.

Por su parte, las entidades lamentan, además del retraso en la gestión, la insuficiente respuesta por parte del gobierno municipal y piden un cambio en la ordenanza que evite el bloqueo administrativo que hay actualmente en la concesión de las distintas subvenciones municipales.

Como comentan estas entidades, hace dos años se otorgaban las ayudas al 100% y las asociaciones la justificaban todo a final de año con la tranquilidad de haber recibido el pago. Ya en 2021, el gobierno municipal rebajó este anticipo al 75%, con lo que se reducía en un 25% el adelanto de la subvención. Las entidades sociales que se encargan de repartir estos alimentos aún sufren la lentitud de los trámites administrativos, pues siete meses después se siguen analizando los documentos presentados a finales de 2021 que corresponde a ese 25% que tienen que adelantar las propias entidades. En definitiva, un dinero que no han recibido y que han tenido que pagar de su bolsillo para poder seguir atendiendo a estas familias desfavorecidas.

Cambios en las convocatorias

Pero el problema no queda ahí, para la convocatoria de los años 2023 y 2024, este adelanto se ha reducido al 50%. “Al precio al que están los menús (plásticos, los alimentos, gas y gasolina), que han visto aumentado en un 45% los gastos en materias primas, pese a mantener el mismo volumen de reparto e incluso aumentándolo, el gobierno socialista les retrasa a estas asociaciones la mitad de la subvención”, denuncia Sanz.

Proyectos como el de Abrecaminos del Sur fue creado para una media de 90 usuarios con un presupuesto fijado por convenio de 60.000 euros para cada entidad. Ahora trabajan con 67.000 euros de media anual y 240 usuarios. En 2013, el presupuesto por comida era de 2,52 euros, hoy lo tienen que hacer por 0,85.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios