Sevilla

Sevilla de Moda creará un taller de bordados en el parque de Arte Sacro

  • El propósito es crear una cooperativa de artesanos que apliquen esta labor al diseño textil.

Comentarios 4

Aprender a bordar para la moda. Esta artesanía aplicada, por lo general, al mundo cofrade se enseñará en el parque de Arte Sacro para que se aproveche en un ámbito distinto. Éste es el fin con el que Sevilla de Moda creará una escuela de bordados que se pondrá en marcha en octubre y servirá para dar uso a uno de los 18 talleres que ocupa en el mencionado recinto.

Según anunció ayer el ente privado, el objetivo de ese proyecto es revitalizar dicha artesanía y el emprendimiento empresarial de sus alumnos en esta labor. Uno de las posibilidades que se plantea, incluso, es la creación de una cooperativa de jóvenes bordadores. El écijano Jesús Carmona Rivera será quien se encargue de la formación específica y coordine las distintas actividades que se lleven a cabo. Este bordador ha realizado diversas obras para las hermandades astigitanas.

Sevilla de Moda precisa que el objetivo principal del taller es aprender los orígenes, evolución y las ejecución de las puntadas más utilizadas actualmente en el bordado. "Esa retrospección es fundamental para que el alumno se adentre en la materia", recalcó la entidad privada. El curso comenzará en octubre y concluirá en junio. Las clases se impartirán los lunes y jueves de 16:00 a 20:00. La matriculación en la escuela costará 200 euros (con la entrega de un bastidor) y la mensualidad, 100. Al final del curso cada alumno presentará una obra bordada y realizará una prueba teórica trimestral.

Éste es el tercer proyecto que Sevilla de Moda ha presentado desde que se instaló en el parque de Arte Sacro, donde actualmente ocupa 18 talleres, según informaron fuentes municipales. El primero fue el coworking de Moda -el primero de estas características en España- dirigido a emprendedores del sector. Con esta iniciativa se pretende crear 40 puestos de trabajo autónomos cada año, de manera que en un trienio un centenar de profesionales de la moda puedan constituir ya sus propios negocios.

Al coworking le siguió una escuela de moda -la mayor de Andalucía, según la entidad privada- en la que, entre otros fines, se pretende vincular el diseño textil con las artesanías tradicionales. Prueba de esta apuesta es el centro de investigación que se abrirá para analizar la aplicación del arte sacro a la alta costura, lo que la dotaría de un valor añadido que, según los expertos, revalorizará el producto "hecho en Sevilla". Dentro de esta línea de "interrelación" entre lo artesanal y la moda se incluye el tercer proyecto que se dio a conocer ayer: el taller de bordados. Además, otro objetivo es crear nuevas líneas de confección, como la de la sastrería religiosa.

La combinación del diseño textil con la artesanía religiosa acerca más a Sevilla de Moda al fin con el que fue creado el parque empresarial en el que se ha instalado, donde ha invertido 1.250.000 euros en sus instalaciones que se inauguran este mes. Actualmente la ocupación del recinto es del 28%, con 32 talleres en los que se trabaja. De ellos, 14 son los que realmente están dedicados a las labores para la que fue creado el parque.

A ellos se unen las oficinas del Instituto Municipal de Deportes (IMD), que ocupa desde julio el edificio polivalente creado, entre otros fines, para organizar exposiciones de los artesanos que allí se instalaran. Este parque fue un proyecto que surgió cuando la socialista Rosamar Prieto-Castro se encontraba al frente de la Delegación de Economía, que luego pasó a manos de IU en el último mandato de Monteseirín, en el que surgieron las discrepancias con un grupo de artesanos.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios