Sevilla

Suspenden clases en el Conservatorio de Danza por el estado del pabellón

  • El derrumbe de un techo en diciembre obligó a cerrar varias aulas · Técnicos de Educación inspeccionarán hoy el edificio

Comentarios 8

Alarma en el Conservatorio Profesional de Danza. El precario estado en el que se encuentran sus instalaciones -el antiguo pabellón de Argentina de la Exposición de 1929- ha provocado ya que se tengan que suspender varias clases ante el riesgo que corre la comunidad educativa que en ella se encuentra. La situación es tal que ayer los propios alumnos se manifestaron ante la sede para exigir a la delegación provincial de Educación la reforma urgente de este inmueble. El departamento que dirige Jaime Mougan ha confirmado que hoy mismo atenderán a esta demanda.

Las deficiencias del pabellón (sede durante muchos años del Instituto Murillo) obligaron al consejo escolar -órgano en el que están representados padres de alumnos, docentes y personal de administración y servicios que trabajan en el centro educativo- a redactar una circular donde se ponía de manifiesto el estado de la sede del Conservatorio Profesional de Danza. La misiva llegó a los estudiantes el viernes. En ella se explicitan todos los arreglos a los que se debe someter la sede para que los alumnos y profesores puedan desarrollar las clases sin ningún riesgo. La situación es tal que ya se ha producido un derrumbamiento, ocurrido en el despacho del director durante la Navidad, del que aún se desconoce la fecha para su reparación. El desplome del techo provocó que se tuvieran que cerrar dos aulas ante el riesgo de afección a zonas colindantes.

Los alumnos afectados por dicho cierre tienen que compartir aulas con otros grupos, lo que obligó al consejo escolar a reducir el número de clases para que no se produjeran discriminaciones entre los estudiantes. Pero los problemas no terminan aquí. El verano pasado se derrumbó parte de la torre del patio, por lo que se tuvo que acotar parte de este recinto. El consejo escolar advierte, en este sentido, que en caso de evacuación sólo se podrá desalojar al alumnado y al profesorado por la escalera interna. También se encuentra en mal estado la balaustrada de madera del piso superior, que podría desprenderse, la sala de secretaría, la biblioteca, la capilla (cerrada tras las vacacionesde Navidad) y los murales de Gustavo Bacarisas, con constantes desprendimientos.

El consejo escolar asegura que se han puesto en contacto en reiteradas ocasiones con la delegación provincial de Educación, cuyos técnicos visitaron el pabellón en diciembre. Sin embargo, fuentes del departamento que dirige Jaime Mougan informaron a este periódico que no se conoce con exhaustividad el estado del edificio y que hoy mismo se trasladará al Conservatorio Profesional de Danza un grupo de expertos para valorar las deficiencias. En consejo escolar, por contra, mantiene en el escrito que Educación es consciente del riesgo que corren los alumnos y profesores. En la circular añaden que la partida presupuestaria que cada año les envía la administración es "insuficiente" para la envergadura y necesidades del centro. El consejo escolar advierte que si no hay una reforma inmediata se suspenderán todas las actividades extraescolares.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios