Reducir los accidentes

Proponen que la Policía Local controle el tráfico del carril bici

Un conductor con su patinete eléctrico circula por el carril bici de Sevilla. Un conductor con su patinete eléctrico circula por el carril bici de Sevilla.

Un conductor con su patinete eléctrico circula por el carril bici de Sevilla. / Juan Carlos Muñoz

La Asociación para la Igualdad y la Mejora del Transporte (Apimt) ha propuesto la creación de una Policía Local del carril bici que controle el tráfico de vehículos que circulan por la red de 180 kilómetros de vías ciclistas de la ciudad, dado que en ellas conviven bicicletas y patinetes eléctricos. La situación ha cambiado en los últimos años respecto a hace una década.

Apimt propone también que sea obligatorio el uso de velocímetros para los usuarios de patinetes, para que no superen la velocidad máxima permitida en cada zona por ordenanza

La propuesta supondría rescatar la unidad ciclista del carril bici que el Ayuntamiento de Sevilla anunció antes de las elecciones municipales de 2011, en tiempos del entonces jefe de Policía Local José Aulet y del alcalde Alfredo Sánchez Monteseirín. Ese anunció nunca se cumplió, pese a que el gobierno local llegó a comprar bicicletas para estos agentes. Ahora esta unidad se hace aún más necesaria en Sevilla teniendo en cuenta la diversidad de vehículos que circulan por el carril bici.

La entidad, que dirige Joshua García-Avilés, argumenta que estos policías se ocuparían del “control de los vehículos que circulan por el carril bici para que cumplan con las normativas, pues se observa un uso negligente del carril bici por algunas bicicletas y patinetes eléctricos, que alcanzan altas velocidades y pueden causar un accidente”, explica García-Avilés, quien añade que hay también peatones que invaden el carril bici de forma temeraria.

Apimt propone también que sea obligatorio el uso de velocímetros para los usuarios de patinetes, para que no superen la velocidad máxima permitida en cada zona por ordenanza. La norma municipal establece para estos una velocidad máxima de 25 kilómetros por hora por el carril bici.

Los patinetes convencionales no suelen tener velocímetros implantados, según explican sus usuarios. Hay aplicaciones de ciertas marcas que permiten conectarse por Bluetooth al patinete para tener acceso a su velocidad, y también tiendas virtuales que te permiten comprar una pieza de muy fácil instalación y tener un cuentakilómetros en el visor central de la máquina.

Apimt recalca la necesidad de fomentar el uso responsable de los patinetes eléctricos, el respeto a los peatones y a la velocidad, y agrega que los peatones a su vez no han de invadir el carril bici para no ocasionar accidentes.

Mejorar el estado de conservación de las vías ciclistas para reducir los accidentes, otra demanda de Apimt

Sobre la urgencia de aparcamientos, la Asociación para la Igualdad y la Mejora del Transporte propone que se destinen para patinetes eléctricos y bicis eléctricas y que esos estacionamientos que se habiliten “estén situados junto a los de Sevici (bicis públicas de alquiler) y los de las bicicletas particulares ya existentes, o cerca de estos, para que los usuarios puedan localizarlos fácilmente, y así facilitar la intermovilidad con el transporte de la ciudad”.

Apimt agrega, sobre estos aparcamientos, que “sean acotados y puedan ser usados por las empresas de alquiler de bicicletas eléctricas, otro fenómeno que acaba de aparecer en Sevilla, que también en estos momentos están siendo dejadas el cualquier sitio de la acera”.

Para reducir accidentes en el carril bici, Apimt demanda que el Ayuntamiento mejore el estado de conservación de las vías ciclistas, ya que se encuentran en “un deficiente estado de conservación” y hay puntos “en muy mal estado, con baches y agujeros” que pueden causar “terribles consecuencias” a los usuarios.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios