Sevilla

AENA pide al juez que desahucie a los taxistas del aeropuerto

  • El contrato de alquiler del local que Solidaridad ocupa en la terminal expiró el 31 de marzo y no será renovado.

Un patrullero de la Policía Nacional junto a un taxi en San Pablo. Un patrullero de la Policía Nacional junto a un taxi en San Pablo.

Un patrullero de la Policía Nacional junto a un taxi en San Pablo. / j. c. vázquez

Comentarios 3

AENA ha presentado una demanda en los juzgados de Primera Instancia para desahuciar a los taxistas del aeropuerto de San Pablo del local que tienen alquilado en la terminal. El contrato de alquiler que la asociación Solidaridad del Taxi tiene con AENA expiró el 31 de marzo y el ente público ha expresado su voluntad de no renovar el alquiler a la asociación de taxistas. Por ello, ha presentado una demanda para extinguir esta relación y pedir al juez que se ejecute el desahucio de la sede.

La asociación tiene sus oficinas y un bar en un local que está destinado a ser un almacén de segunda categoría. El pasado mes de diciembre, AENA demandó a Solidaridad del Taxi por instalar un bar de forma irregular en este inmueble, cuya función debe ser de zona de descanso, almacén y comedor de los taxistas. Sin embargo, la asociación tiene instalado en él una cafetería que da servicio a terceros. Este local es también la sede social de Solidaridad del Taxi, que trasladó hace años al aeropuerto su domicilio desde su anterior ubicación en Montequinto.

A esta asociación pertenecen la mayoría de los taxistas investigados por varios delitos -entre ellos el de pertenencia a organización criminal- en una macrocausa contra la mafia del taxi de Sevilla que dirige la juez de Instrucción 8 de la capital andaluza, Reyes Flores. En una providencia fechada el 5 de abril, esta magistrada ha pedido a la dirección del aeropuerto que "informe del estado en que se encuentra el contrato de arrendamiento tras la finalización del plazo del mismo y las posibles acciones que se hubiesen entablado ante la situación de precario que en su caso se hallaría" la asociación Solidaridad Hispalense del Taxi.

Antes de acudir a los tribunales, AENA cursó dos inspecciones en el local e instó reiteradamente a los taxistas a que paralizaran la actividad de la cafetería, ya que ésta no estaba recogida en los términos del contrato. Tras estas dos inspecciones y que los taxistas hicieran caso omiso a la petición del ente público, el aeropuerto decidió presentar una demanda para rescindir el contrato del alquiler. Este acuerdo ha llegado ya a su fecha de fin y ahora AENA ha pedido en el juzgado que se ejecute el desahucio del inmueble, que presumiblemente será sacado a concurso público tras la expulsión de los taxistas.

El aeropuerto ha denunciado también una serie de daños sufridos en los cuartos de baño de la terminal, que han coincidido en el tiempo con la llegada de notificaciones judiciales relacionadas con este proceso de desalojo. La Policía Nacional elaboró dos atestados sobre estos dos incidentes, pero no ha podido identificar a los autores de los destrozos porque las cámaras de videovigilancia del aeropuerto no se encontraban enfocando fijamente a la zona de los aseos, sino que una hacía barridos y la otra estaba orientada hacia el túnel de llegadas. En la misma providencia en la que pregunta por el estado del contrato de alquiler del local, la juez de Instrucción 8 ha ofrecido a la dirección del aeropuerto la posibilidad de ejercer "acciones" legales con relación a los daños perpetrados en los aseos de la terminal de llegadas.

El primero de estos sabotajes en los baños ocurrió a finales de diciembre, tras la primera notificación de resolución del contrato de alquiler del local. Los aseos tuvieron que ser reparados hasta en ocho ocasiones y la cuantía de esos trabajos alcanzó los 1.500 euros. Antes de la notificación judicial para extinguir el contrato de alquiler con Solidaridad del Taxi, nunca se habían registrado incidentes en los aseos del aeropuerto. El segundo sabotaje se produjo el 23 de febrero. La Policía vincula directamente ambos incidentes al conflicto del taxi. Los dirigentes de Solidaridad han sido citados en varias ocasiones por el juzgado de Instrucción 8 y también han convocado paros espontáneos en la parada de la terminal, que se ha quedado sin servicio de taxis en varias ocasiones en lo que va de año.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios