sevilla f.c.

El ariete no choca con Ben Yedder

  • El Sevilla busca un '9' cabeceador y Caparrós ve al francés compatible, pero el mercado puede dictar la senda

Stuani ensaya el remate de cabeza durante un entrenamiento con el Girona, el curso pasado. Stuani ensaya el remate de cabeza durante un entrenamiento con el Girona, el curso pasado.

Stuani ensaya el remate de cabeza durante un entrenamiento con el Girona, el curso pasado. / robin townsend / efe

Comentarios 1

El Sevilla sigue sondeando el mercado en busca de un ariete cabeceador, con gol, que sirva de referencia para un estilo de juego con más centros laterales y más estrategia. El perfil está muy definido y tiene a su mejor retrato robot en Stuani, al que Pablo Machín le sacó un jugo enorme: el que más goles hizo de cabeza en la Liga, 10. El Sevilla realizará un buen desembolso en ese puesto mientras siguen siendo vinculados distintos nombres que encajan en ese rol. El último, el de Maxi Gómez, el joven ariete uruguayo del Celta que realizó 9 de sus 18 tantos de cabeza. Y la pregunta que queda en el aire, al margen de quién será el elegido, es cuál será el panorama para los dos delanteros en nómina del Sevilla, Ben Yedder y Muriel.

Entre los dos apenas sólo hicieron un gol de cabeza en la Liga. Lo materializó el colombiano, al Celta; y otro al Leganés en la Copa. Ben Yedder también marcó dos tantos con la testa en Champions, uno en Old Trafford. Pero es el galo quien cuenta con el beneplácito de Joaquín Caparrós para ser ese segundo delantero que se beneficie de las pantallas y el juego aéreo del nueve que busca su departamento de fútbol. Otra cosa es lo que dicte el mercado. El goleador sevillista tiene mucha más cotización y ya hay informaciones que lo sitúan en la órbita del Marsella.

Si ese caché más elevado cuaja en forma de gran oferta podría afectar al reparto de roles de Caparrós y Machín, porque será complicado que por Muriel llegue una oferta que se acerque al coste de su traspaso (21,5 millones de euros). El club podría incluir la pérdida de amortización de Muriel en esa gran inversión que quiere hacer en la delantera, si llega una oferta medianamente aceptable. Pero debe cuadrar esa pérdida controlada con el coste del ariete que Caparrós le ha prometido a Machín.

Maxi Gómez encaja en ese perfil y, según Radio Marca, lo ha pedido el soriano. El problema es que su coste es muy elevado y tiene un alto riesgo. Ha triunfado en su primera temporada en la Liga, pero quizá le sobre juventud (22 años en agosto) y le falte experiencia como para soportar la presión de ser el delantero de referencia de un club como el Sevilla. La exigencia en Vigo, lógicamente, es mucho menor. Y el Celta cuenta con él -tiene contrato hasta 2022 tras llegar el verano pasado del Defensor uruguayo-, salvo un gran desembolso. Su cotización, tras marcar 18 goles en la Liga, roza los 30 millones de euros y el Sevilla, que de fijarlo como objetivo trataría de rebajar bastante esa cantidad, debe sopesar si esa inversión es muy elevada para ese perfil de jugador.

Stuani marcó con Machín 21 goles, 10 de cabeza y cinco de penalti. Su precio es más asequible, entre otras cosas porque ya ha cumplido los 31 años y al Girona le costó 2,5 millones cuando lo fichó en julio de 2017 del Middlesbrough.

Curiosamente, Ben Yedder, pese a su carestía de goles de cabeza, tiene mejor promedio que Stuani y que Maxi Gómez. El galo fue máximo goleador del Sevilla sin ser el titular: en 42 partidos oficiales y 2.741 minutos, 21 goles, 10 en Champions, con una ratio de un tanto cada 125 minutos. Maxi Gómez, por ejemplo, marcó 18 en 39 partidos (3.077 minutos, uno cada 179'). Y Stuani, 21 tantos en 33 citas, todas ligueras (2.724 minutos, uno cada 130'). Ben Yedder no tiene poder aéreo, pero sí mucho más gol del que parece, y eso es un tesoro que no quiere dilapidar Caparrós, que lo ve compatible, e incluso más rentable, con otro punta de referencia a su lado. Compatibilizar esto con las directrices del mercado es el gran reto del Sevilla.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios