Sevilla FC

Marcos: "Me gusta ver jugar a este Sevilla"

  • El ex mediocampista de principios de los años 90 elogia el fútbol que ofrece el equipo de Lopetegui "por la intensidad y por muchos otros aspectos"

Marcos, junto a otro ex mallorquinista ahora en el Sevilla, Fernando Navarro. Marcos, junto a otro ex mallorquinista ahora en el Sevilla, Fernando Navarro.

Marcos, junto a otro ex mallorquinista ahora en el Sevilla, Fernando Navarro. / M.G.

Marcos Martín de la Fuente, ex centrocampista del Sevilla, en el que militó entre 1991 y 1997, ha elogiado "futbolísticamente" al equipo de Julen Lopetegui. El ex jugador mallorquín hizo estas declaraciones en SFC Radio. "Me gusta ver jugar a este Sevilla. No solo por el sentimiento cercano que me une, sino futbolísticamente. Es un equipo que puede jugar bien aunque como todos ha tenido sus altibajos. Me ha gustado por la intensidad y por muchos otros aspectos".

Como sevillista vivió varios derbis y saben perfectamente lo que significan. "Son partidos muy especiales. Yo quizás no estaba mentalizado cuando llegué a Sevilla para las cosas que me podían suceder. Se juega en muchos sitios: en los bares, en los restaurantes, en las tiendas, con los amigos... El último lugar es en el campo y luego el pospartido, que se vuelve a jugar en todas partes. Al principio me parecía chocante desde donde yo venía, Mallorca. Me chocaba la rivalidad deportiva tan acérrima que había. Que ya el lunes el frutero bético te dijera que esa semana las manzanas no iban a ser tan buenas... Luego cuando empiezas a saborearlo lo entiendes perfectamente y te ves dentro".

En ese sentido, sobre el derbi destacó que le faltará la salsa de la afición en la grada. "Hemos tenido de escaparate la Bundesliga y el otro día vimos un partido interesante pero muy descafeinado sin la grada. En un Sevilla-Betis, el colorido y el ambiente que se producen es muy importante. Quedará deslucida una gran parte, pero por suerte la competición se pone en marcha".

Marcos fue compañero de Maradona en la temporada 1992-93, que ha sido recordada ahora en un inconcluso Informe Robinson emitido en memoria del carismático comunicador y ex futbolista británico. Así recordó al astro argentino en su paso por Nervión. "Desde la perspectiva de jugador, yo tenía 13 o 14 años cuando lo vi jugar el Mundial de 1982. Había sido un ídolo durante toda mi carrera. Personalmente es muy gratificante que de un día para otro que te digan que vas a compartir vestuario con un ídolo de tu infancia y con el jugador más relavante de los últimos 15 años. Personalmente, recuerdo el impacto que tuvo sobre mí aquella noticia. Debe ser muy parecido a cuando un niño conoce a su ídolo".

Sus recuerdos de aquella etapa, aquella temporada 92-93, permanecen indelebles, sobre todo en lo que respecta al Maradona persona. "El primer impacto es en ese momento, pero luego la persona y el compañero trascienden a esa figura mediática. Para mí, con el pasar de los días, lo más importante en lo personal era la normalidad que él tenía. Era sencillo y tenía un comportamiento muy natural y un trato muy cercano con los compañeros. A veces era gracioso vivir esos momentos con una persona muy sencilla. Su trato era más cercano que el de otros jugadores que no han tenido su misma trascendencia".

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios