TV-Comunicación

La Sexta sí consigue la mayoría absoluta en audiencia electoral

  • García Ferreras cuadruplicó su número de seguidores en cuatro años En el recuento de 2011, Intereconomía tuvo más seguidores que La Sexta

Una simple radiografía del cambio político vivido durante estos cuatro años en España, con los movimientos emergentes que han logrado una asombrosa presencia parlamentaria, se encuentran en los datos de audiencia de La Sexta, actual cadena de Atresmedia nacida hace diez años al abrigo de Rodríguez Zapatero. En estos cuatro años avivó su espíritu contestatario frente a las decisiones del Gobierno de Mariano Rajoy en informativos y tertulias donde finalmente germinó con fuerza el movimiento de Podemos y tuvo su altavoz Ciudadanos. Hace cuatro años, en la convocatoria del 20 de noviembre de 2011 donde el PP logró su mayoría absoluta, en la noche electoral, La Sexta sólo reunió a 80.000 andaluces, un 2,2% de la audiencia, muestra del desencanto ante la gestión de Zapatero. Antonio García Ferreras congregó bastante menos que Intereconomía, con 127.000 fieles y 3,6%, pese a que la cadena de simpatías de extrema derecha tenía una presencia casi residual entonces en la TDT, Pedrerol aparte. En estos cuatro años de gobierno popular La Sexta, paciente y buscando su momento, fue tomando músculo de influencia (y la salvación económica por Atresmedia) y en la noche donde Podemos rompía sus últimas previsiones el mismo García Ferreras (y su "pactómetro"), acompañado por Ana Pastor, llegada en su momento desde TVE tras un despido sorprendente, reunieron una media de 441.000, 14,3%, cinco veces más que cuatro años antes. Sólo ha habido un vencedor indiscutible en el 20-D: La Sexta. Y por extensión, Atresmedia, la empresa del debate a cuatro que marcó la campaña electoral. Antena 3 fue segunda en el mando, a escasa distancia, 460.000 durante el informativo nocturno de este domingo (lideró en esa franja), bajando Susanna Griso y Vicente Vallés a 281.000, 10,5%, durante la confirmación de los resultados. A nivel nacional La Sexta tuvo una media de casi 2,8 millones de espectadores, 17,6%, frente al medio millón y 2,7% de 2011. Antena 3 anotó en la primera victoria de Rajoy a 3,3 millones, 14,5 pasando a los 2,1 millones del pasado domingo que bajó a 1,7 millones en el prime time.

La 1 ya en las pasadas municipales, donde en la noche del recuento La Sexta se aupó al liderazgo, dejó de tener su posición 'institucional' de cabecera para el espectador. TVE ha vivido cuatro años de desastre entre una dirección interina durante más de un año y una gestión partidista en los otros tres, con polémicas sobre algunos contenidos informativos que desacreditaron la imagen de La 1, que evidenció ante el espectador sus precariedades. La cadena pública perdió en la noche electoral casi la mitad de sus espectadores, de 3,7 millones, 16,9%, hace cuatro años, a 1,8 millones, 9,8%. En Andalucía La 1 ha bajado a 240.000, 8,1%. Canal Sur, que vive su peor momento de seguidores, ha pasado de 252.000, 6,9% a 210.000, 6,5% (más 19.000, 0,6% en Andalucía TV), en una noche que existía más interés informativo que en 2011. No hay paños calientes ante la evidencia de la autonómica.

Mediaset estuvo semiapartada durante la campaña y Telecinco, una cadena marcada por el entretenimiento pese a tener el informativo más visto, vio mermar casi a la mitad su media de los fines de semana, con 1,5 millones, 7,7% en Telecinco, 267.000, 7,8% en Andalucía. Hace cuatro obtuvo unos registros casi similares. Cuatro ofrecía su parrilla habitual en 2011. En la noche del 20-D se tuvo que conformar la pedrea de 934.000, 5,2%, 149.000 andaluces, 4,6%.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios