Espartinas Un millar de personas secundan la protesta por la peligrosidad en la A-8075

  • Los asistentes cortaron el tráfico en rotundo silencio y se depositaron flores en el lugar del último accidente mortal

Un instante de la concentración, junto a la rotonda de Tablada. Un instante de la concentración,  junto a la rotonda de Tablada.

Un instante de la concentración, junto a la rotonda de Tablada. / M.G.

Alrededor de un millar de personas han participado, este viernes, en la concentración promovida por dos ciudadanos de Espartinas, Rafael Fernández y Virginia Aragón, para protestar por la falta de seguridad en el ramal de la A-8075, a Villanueva del Ariscal, en el punto en el que falleció un joven de 15 años, el viernes 31 de mayo, cuando viajaba en una moto, que fue golpeada por detrás por otro conductor, detenido después del siniestro.

Los padres de chico también han estado presentes en la protesta, que arrancó junto a la rotonda de Tablada. Se exhibieron dos pancartas, una de ellas con le lema “Por ti, por mi, por todos. Por la seguridad de nuestro ramal”.

Se trata de un seguimiento que nunca se había dado antes en una manifestación en Espartinas, según han destacado fuentes municipales. En el punto donde se produjo el accidente, los asistentes permanecieron durante 15 minutos en rotundo silencio.

Compañeros del joven fallecido en el Instituto de Enseñanza Secundaria (IES) Lauretum, donde estudiaba, depositaron ramos de flores.

Los vecinos concentrados ante el Pabellón Municipal de Deportes, donde entrenaba el joven fallecido. Los vecinos concentrados ante el Pabellón Municipal de Deportes, donde entrenaba el joven fallecido.

Los vecinos concentrados ante el Pabellón Municipal de Deportes, donde entrenaba el joven fallecido. / M. G.

La marcha se ha dirigido después al Pabellón Deportivo Rey Juan Carlos I, donde el joven jugaba al Baloncesto con el Club Deportivo Espartinas. El silencio, en señal de respeto sólo roto por aplausos, ha sido la tónica también en ese punto.

En la concentración han estado representantes de todos los grupos políticos y los alcaldes de Umbrete, Joaquín Fernández Garro; Villanueva del Ariscal, Martín Torres, y la alcaldesa de Espartinas, Cristina Los Arcos, aunque más como vecina que como representante institucional, según aclaró.

Aunque las circunstancias de este accidente se debieron a varios factores, los vecinos llevaban mucho tiempo denunciando la peligrosidad del ramal, convertido en una vía urbana porque a su alrededor se sitúan las entradas de varias urbanizaciones. Pese a esa circunstancia, carece de arcenes, carril bici o iluminación, aunque se han demando.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios