Coronavirus Andalucía Las restricciones se mantendrán al menos hasta el verano

  • Moreno señala la meta del 70% de la población inmunizada para liberar sustancialmente las limitaciones

  • La reducción de enfermos de Covid-19 en los hospitales permitirá leves revisiones de las medidas en vigor 

Comercios cerrados en una callle andaluza. Comercios cerrados  en una callle andaluza.

Comercios cerrados en una callle andaluza. / Javier Alonso

Las limitaciones a la movilidad entre los territorios y las restricciones de los horarios de apertura y cierre de los establecimientos comerciales no serán levantadas en Andalucía hasta el verano. La pandemia, visto está, es una maratón que debe completarse kilómetro a kilómetro sin permiso para el atajo. Dado el escaso suministro de vacunas y la inquietud que provocan las nuevas variantes, las autoridades optan por no marcarse una fecha para la vuelta a la normalidad, al menos el comienzo de un regreso a los horarios comerciales y el movimiento normal de las personas.

Sobre eso fue justamente preguntado ayer al presidente de la Junta, Juanma Moreno. ¿Salvar la Semana Santa o el verano? "Ya no nos ponemos una meta. El coronavirus ha revelado una y otra vez su imprevisibilidad. Debemos vivir el día a día. Las limitaciones estarán presentes hasta que tengamos vacunados al 70% de los andaluces", vino a responder.

Sin decirlo, Moreno se refirió al verano. Es ésa la estación marcada por la Unión Europea para lograr la inmunización de ese 70% de la población, que es el umbral establecido en los manuales de epidemiología para que el virus pierda la capacidad de propagarse. Menos que el 30% de personas susceptibles –quienes carecen de defensas por no haber pasado la enfermedad o no haber sido vacunado– el SARS-CoV-2 no debería encontrar el suficiente número de células hospedadoras donde reproducirse y, por tanto, la pandemia perderá fuelle. Así lo estiman los especialistas en Salud Pública.

La incertidumbre sigue, incluso en la definición que las autoridades tienen del verano. Si el presidente andaluz señaló ayer el mes de junio como el objetivo de ese objetivo del 70% de vacunados, la Comisión Europea concretó al fin la semana pasada al 21 de septiembre como significado de "verano", periodo en el que deberá haberse completado el primer gran hito crucial de la pandemia, con la meta a sólo un paso. Dependerá también de la llegada de las vacunas suficientes, aunque también de la existencia de jeringas, agujas, equipamientos y de la capacidad del sistema de salud para armar una campaña de vacunación realmente masiva.

La Junta confía en poder disponer en abril de enormes remesas de vacunas. Con cuatro millones de dosis al mes, dijo Moreno, el objetivo del 70% podría lograrse en junio, añadió con un optimismo al que los dirigentes europeos no han osado pronunciarse. El sindicato de enfermeros Satse ha considerado "ambicioso" ese calendario.

La Administración andaluza, la autoridad sanitaria durante el estado de alarma, prefiere mostrar prudencia, paciencia y cautela. "Paso a paso", "luces largas", dijo Moreno, quien también defendió "no levantar falsas expectativas", aunque en sus palabras estén implícitas la salvación de la campaña estival.

Con meses aún por delante de restricciones, sí anticipó Moreno la posibilidad de "ver alguna cosa" en relación a flexibilizar ciertos horarios y ciertas movilidades, aunque eso –avisó el presidente andaluz– lo marcará la finalización del tercer pico de hospitalizados. Ayer, el porcentaje de ocupación de pacientes con Covid-19 en Andalucía era del 16,5% –nivel de riesgo muy alto–. Sólo por debajo del 5% se considera bajo el riesgo, que puede un hito adelantado.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios