Economía

La CEOE reclama salarios variables y un mercado laboral más flexible

  • Rosell ha asegurado que entre 2014 y 2015 se crearán entre 300.000 y 400.000 empleos, la mayoría a tiempo parcial y con salarios bajos.

Comentarios 11

El presidente de la CEOE, Juan Rosell, ha asegurado que para estimular la contratación es necesaria una mayor flexibilidad laboral tanto en lo que tiene que ver con la "entrada y salida" del mercado de trabajo, como en lo relativo a los salarios, respecto a los que pide que se potencie la parte variable. Durante su intervención ante la asamblea general anual de la CEOE, Rosell ha señalado que el incremento de la contratación también depende de que se "alivie" la presión fiscal sobre el trabajo. 

En este sentido, ha señalado que las cotizaciones a la Seguridad Social que se pagan en España suponen un "freno al crecimiento", puesto que son más altas que en otros países europeos. En lo que respecta a las relaciones laborales, ha recordado la importancia que para la economía española ha tenido el pacto de contención salarial suscrito con los sindicatos en el II Acuerdo para el Empleo y la Negociación Colectiva (AENC) que este año expira. "Estamos reflexionando sobre el futuro que debemos afrontar después del AENC", ha explicado Rosell, al tiempo que ha avanzado que la CEOE ha constituido un grupo de trabajo que está elaborando propuestas para un tercer acuerdo, que pasan por una mayor flexibilidad interna y salarios variables. Según ha dicho, el objetivo final es "hacer legales las necesidades reales" de las empresas. 

Respecto a la futura reforma de la formación para el empleo, un tema "de especial sensibilidad" para patronales y empresas, Rosell ha insistido en que la CEOE quiere un modelo transparente y con control. Sin embargo, ha hecho hincapié en que las empresas no van a renunciar a decidir y gestionar las cantidades que para formación abonan a través de las cuotas a la Seguridad Social, aunque sin querer "soslayar el trascendente papel de las administraciones". Sobre la formación también ha hablado de la necesidad de fortalecer el vínculo entre los sistemas de educación y las necesidades de las empresas para poder contar con una fuerza laboral "bien formada y móvil, con unas competencias adaptadas a la demanda empresarial".  

Hasta 400.000 empleos a tiempo parcial y con salarios bajos

Por otro lado, Rosell ha asegurado que entre 2014 y 2015 se crearán entre 300.000 y 400.000 puestos de trabajo, razón por la que ha reclamado "un mayor apoyo a la actividad empresarial" y las "menores trabas posibles". Durante su intervención ante la asamblea general anual de la CEOE, Rosell ha reconocido implícitamente que ese empleo será en buena medida a tiempo parcial y con salarios bajos, pero que eso lo destacarán quienes vean "el vaso medio vacío". 

El presidente de la CEOE ha enumerado las necesidades que afrontan las empresas y ha comenzado por la financiación, que en 2013 cayó por quinto año consecutivo. Al respecto ha insistido en que sin financiación no hay creación de empleo y que la inversión es necesaria tanto para las empresas nuevas como para las que han sobrevivido y se han consolidado después de la crisis. En segundo lugar, ha hablado de la necesidad de un sector público más ágil y eficiente, con una mejor gestión de las Administraciones Públicas que incluya una reducción del gasto, pero sin incrementar la carga fiscal al sector privado. 

Asimismo, ha reclamado menos trabas a la creación de tejido productivo, de forma que los costes de iniciar una actividad no sean un obstáculo ni frenen la competitividad de las empresas, un aspecto en el que España está "a la cola" de Europa. Ha insistido en que será el sector privado el que lidere la salida de la crisis, sobre todo en un momento en que el sector público está inmerso en el proceso de reducción del déficit. "Estamos en un momento crucial y somos todavía vulnerables", ha afirmado Rosell, quien ha apelado a la continuación del proceso de reformas para seguir mejorando los fundamentos de la economía. 

No obstante, ha asegurado que por primera vez la economía española tiene "riesgos al alza" y no sólo a la baja como ocurría hasta ahora, razón por la que la CEOE prevé un crecimiento del PIB del 1,2% en 2014, coincidente con el pronóstico del Banco de España. Por todo ello, ha considerado que la economía española encara el ejercicio 2014 con moderado optimismo, aunque cree que no se puede caer en la complacencia puesto que todavía existen elevadas tasas de paro y de endeudamiento tanto público como privado que hay que corregir. 

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios