Gregorio Magno | Doctor en Biología y CEO de Ciclogreen "Compartir coche está teniendo mucho éxito en las empresas"

Gregorio Magno Gregorio Magno

Gregorio Magno / José Ángel García

Doctor en Biología especializado en conservación y cambio climático, formado en el CSIC, en Inglaterra y EEUU, viajero impenitente y con una cabeza muy bien amueblada, Gregorio Magno (Sevilla 1980) ha creado y dirige una startup premiada en Europa que promueve la movilidad sostenible en todo el mundo desde Sevilla. Operan desde 2016 en el Fiware Zone de la Cartuja, en cuyo Parque Cientifico y Tecnológico (PCT) impulsaron su iniciativa empresarial gracias al programa Invierte PCT. Adora la fotografía, el alpinismo y la música (piano).

-Ciclogreen promueve la movilidad sostenible en todo el mundo desde Sevilla.

-Sí, es una plataforma web con una aplicación móvil que ayuda a las empresas a reducir las emisiones de CO2 y a las ciudades a mejorar la movilidad. Es una herramienta de toma de datos de movilidad. La empresa puede inventivar a sus empleados con recompensas si se mueven en transporte público, bici, patinete eléctrico, caminando o compartiendo coche. Implicamos a comercios locales y a partners internacionales a que ofrezcan recompensas.

-¿Es fácil cambiar los hábitos de transporte?

-Con incentivos los empleados cambian sus hábitos de moverse al trabajo y evitamos atascos. La modalidad de compartir coche (la primera forma de reducir plazas de aparcamiento y contaminación en las ciudades) está teniendo mucho éxito en las empresas porque cambiar del coche a la bici es más complejo que pasar a compartir coche o ir en transporte público. La empresa tiene acceso a esos datos de reducción de emisiones, algo importante con la nueva ley española de información no financiera, que afecta a empresas de más de 500 empleados.

-Trabajan con empresas, universidades y ayuntamientos.

-En España tenemos más de 60 proyectos con 32 empresas, 17 universidades y seis ayuntamientos como Barcelona y Madrid. En Barcelona, el Ayuntamiento y el Área Metropolitana obtienen datos de los trayectos en bici que se hacen a nivel metropolitano y así planifican mejoras urbanas. Nos contrataron tras ver el mapa que tenemos de Sevilla con los desplazamientos más frecuentes en medios sostenibles y en abril va a tener a tiempo real ese mapa. Nos gustaría hacerlo en Sevilla.

-En Berlín, en colaboración con la Universidad técnica, tenéis un proyecto similar.

-Hemos entrado en un mercado internacional nuevo como Alemania, de entrada a Europa, gracias al proyecto European Data Incubator, del que hemos resultado uno de los ganadores. Hemos desarrollado en Berlín un proyecto similar al de Barcelona y, por primera vez, incorporamos datos de las cámaras de tráfico sobre los de transporte público, bicicleta y desplazamientos caminando. Predecimos la intensidad de tráfico y los colapsos en puntos conflictivos de la ciudad cada hora y en tiempo real, y los cruzamos con los datos que recabamos con nuestra aplicación. Esa innovación ha sido gracias al premio y están contactando con nosotros empresas alemanas que trabajan desde Sevilla.

-Y en Buenos Aires...

-Hemos comenzado este año con 400 sedes de una gran empresa argentina, Anses, equivalente a la Seguridad Social española.

-¿Sevilla no se suma?

-Es una pena que Sevilla con su revolución en carriles bici, ejemplo internacional, se haya quedado ahí y no abrace la innovación. Es una incongruencia. Hicimos una prueba piloto en el Parque Científico y Tecnológico de Cartuja pero no cuaja la colaboración con la Universidad y con el Ayuntamiento. Tenemos clientes en varias empresas públicas y privadas sevillanas y andaluzas.

-Si fuera alcalde ¿cómo solucionaría el problema de la movilidad en Sevilla?

-Lo primero, tomaría decisiones basadas en datos porque estamos en la era de la innovación. Y priorizaría medios de transporte sostenible de todo tipo, también los nuevos vehículos de movilidad personal. Continuaría y aceleraría el cambio que trajo la peatonalización y construcción de una red de carriles bici, que se estancó. Seguiría avanzando en ese cambio revolucionario e innovador, restando espacio al coche y fomentando transportes sostenibles para una ciudad más habitable.

-¿Tenéis datos del patinete eléctrico que prolifera?

-Los ayuntamientos tienen mucha necesidad de datos de estos patinetes; no saben por dónde se mueven. Hay conflicto de normativas y ciudades que restringen el acceso a empresas de patinetes compartidos. Podemos dar datos de por dónde se mueven y zonas con más demanda, como hace Madrid.

¿La formación es clave para montar una startup?

-Somos seis personas de 25 a 39 años: un biólogo especializado en cambio climático, dos ingenieros informáticos, un especialista en dirección y administración de empresas y contabilidad, un publicista especializado en marketing digital y una diseñadora gráfica. Todos formados en Sevilla; algunos completaron su formación en el extranjero y dominan el inglés para hacer contratos internacionales.

-¿Y la financiación?

-Las aceleradoras (Andalucía Emprende, EOI) permiten con pocos recursos hacer una pequeña inversión y formar al equipo. Luego vamos a fondos de inversión especializados en startups; los grandes están en Madrid y Barcelona pero Sevilla empieza a tenerlos. Para emprender no hay que irse de Sevilla, que cada vez se atrae más talento e inversión.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios