DERBI Betis y Sevilla ya velan armas para el derbi

Derechos Sociales

La Ley de Familias prevé 5 días retribuidos para cuidar familiares y un permiso de dos meses sin sueldo para padres

Una familia en una calle de Sevilla.

Una familia en una calle de Sevilla. / R. D.

El Ministerio de Derechos Sociales y Agenda 2030 llevará este martes al Consejo de Ministros el anteproyecto de la Ley de Familias que amplía las ayudas sociales y los permisos para las familias con hijos.

El principal avance de esta iniciativa legislativa se refiere al permiso retribuido de cinco días al año para trabajadores que tienen que atender a un familiar hasta segundo grado o un conviviente, como pueden ser hijos, abuelos, nietos o hermanos. Este permiso para los trabajadores está ya contemplado en la directiva europea de conciliación de 2019.

Hasta la fecha, la legislación vigente sólo prevé para el trabajador dos días de permiso retribuido por motivos como fallecimiento o enfermedad grave de parientes de hasta segundo grado.

En la propuesta inicial del Ministerio de Derechos Sociales y el de Igualdad, que dirige Ione Belarra, se incluía un permiso por cuidado retribuido de hasta nueve días (en el caso de que supusiera un desplazamiento a otra comunidad autónoma) y de 7 (si es en la de residencia), una propuesta que finalmente se ha rebajado a cinco días que es lo que recomienda la Unión Europea en la Directiva 2019/1158.

Esta medida no es nueva, no obstante, ya que se incluye en el anteproyecto de ley del Ministerio de Trabajo y Economía Social impulsado  para trasponer a la legislación española una directiva europea sobre conciliación de la vida familiar y laboral de progenitores y cuidadores. Esta iniciativa recoge en su texto un permiso laboral de cinco días anuales por cuidados familiares.

El Ministerio que dirige Yolanda Díaz explicó el pasado mes de junio, cuando sacó el texto a consulta pública, que el fin de esta medida es "ofrecer más oportunidades de permanecer en el mercado de trabajo a los hombres y las mujeres con responsabilidades en el cuidado de familiares".

Permiso de ocho semanas sin sueldo

Según informan a Efe fuentes de Derechos Sociales, la Ley de familias incluirá también un nuevo permiso parental de ocho semanas no retribuido, que podrán disfrutarse de forma continua o discontinua hasta que el menor cumpla ocho años.

Otra novedad se refiere a la equiparación en derechos de las familias monoparentales con dos hijos a los de las numerosas, que se traduce en ayudas y en ventajas fiscales, entre otros beneficios para estas familias que están encabezadas en la mayoría de los casos por mujeres.

A los derechos reconocidos para las familias numerosas también acceden las familias con dos hijos donde un ascendiente o descendiente tenga discapacidad y las familias con dos hijos encabezadas por una víctima de violencia de género o por un cónyuge que haya obtenido la guardia y custodia exclusiva sin derecho a pensión de alimentos.

Renta de crianza

El anteproyecto de Ley de Familias ampliará la renta por crianza de 100 euros al mes por cada menor de tres años a cargo, de modo que podrán acceder las personas con hijos que perciban una prestación contributiva o asistencial por desempleo o hayan cotizado un mínimo de tiempo (30 días en la Seguridad Social o mutualidad).  

En la actualidad, sólo las madres trabajadoras reciben una ayuda de cien euros mensuales por hijos menores de tres años.

Dificultades de la ley de Familias

El acuerdo presupuestario entre PSOE y Unidas Podemos contemplaba que la Ley de Familias llegara al Consejo de Ministros en trámite de urgencia, lo que implicaba que llegara en primera vuelta al órgano de gobierno antes de que finalizase el mes de octubre.

Desde Podemos alertaron a finales de octubre de que la aprobación de la Ley de Familias parecía estar en situación de "bloqueo" y apreciaron en el PSOE algún intento de "rebajar" el alcance de la normativa en los términos pactados.

La ministra de Derechos Sociales y Agenda 2030, Ione Belarra, declaró el pasado mes de mayo que se sentía "especialmente orgullosa de formar parte de un país que ha asumido con total naturalidad los cambios en los modelos de familia".

"Creo que ya es hora de que las instituciones seamos capaces de estar a la altura de nuestra gente, de estar a la altura del país que tenemos", manifestó entonces Belarra.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios