La Manada

El abogado de Boza recurre para lograr que salga de prisión

  • El miembro de La Manada regresó a la cárcel por robar unas gafas de sol 

Ángel Martinez, abogado de La Manada, compareciendo ante los medios Ángel Martinez, abogado de La Manada, compareciendo ante los medios

Ángel Martinez, abogado de La Manada, compareciendo ante los medios / EFE

Comentarios 3

Ángel Boza, condenado junto al resto a 9 años de prisión por abusos sexuales a una joven en los Sanfermines de 2016, está en prisión por el intento de robo de unas gafas de sol. Su defensa ha recurrido ahora en apelación a la Audiencia de Sevilla la decisión del instructor de mantenerlo en prisión provisional.

Según ha confirmado a Efe su abogado, Agustín Martínez, ha presentado esta mañana el recurso de apelación contra la decisión del titular del Juzgado de Instrucción 16 de Sevilla, Juan Gutiérrez Casillas, de mantener a Boza en prisión provisional. 

Martínez alega que no existe el riesgo de fuga ni de reiteración delictiva que argumenta el instructor para mantener esta medida, al tiempo que rechaza que los hechos que se le imputan puedan ser calificados de robo con violencia -castigados con penas de entre 2 y 5 años-, al negar Boza que tras el mismo atropellara a los vigilantes de seguridad del centro comercial en su huida. 

El juez acordó su ingreso en prisión el pasado 2 de agosto, después de su detención la noche anterior por robar unas gafas de sol en un centro comercial de Sevilla e intentar atropellar a dos vigilantes de seguridad en su huida al salir del aparcamiento. 

En su declaración ante el juez Boza admitió el robo pero negó haber intentado atropellar a los vigilantes al señalar que golpeó con el coche a uno de ellos de forma involuntaria tratando de huir. 

Sin embargo, el juez le envió a prisión por robo con violencia dada la gravedad de los hechos y citó como testigos a los policías que lo arrestaron y a los vigilantes de los grandes almacenes, quienes ratificaron que en su huida con el coche golpeó a uno de ellos a la salida del aparcamiento. 

La primera semana de septiembre su abogado solicitó su puesta en libertad al no ver riesgo de fuga ni de reiteración delictiva por no tener antecedentes de condena firme por este tipo de delitos, pese a que también es investigado por otro robo de cinco gafas de sol en San Sebastián un día antes de los abusos sexuales por los que la Audiencia de Navarra le condenó junto a los otros cuatro miembros de la Manada a nueve años de prisión. 

La Fiscalía se opuso a su puesta en libertad y el juez acordó en un auto el pasado día 7 mantenerlo en prisión al considerar que existe riesgo de fuga y "teniendo en cuenta la naturaleza del presunto delito cometido, la pena que pudiera corresponderle, las circunstancias del hecho y antecedentes del investigado". 

Fuentes del Ministerio Público han confirmado a Efe que aún no se han calificado los hechos ni determinado la pena que solicitará por ellos, mientras la defensa de Boza ha recurrido la negativa del instructor a que su cliente espere libre este juicio. 

Los otros cuatro miembros de la Manada -y Boza hasta su arresto- esperan en libertad bajo fianza desde el 22 de junio (con obligación de comparecer tres veces por semana en los juzgados de Sevilla) que el Tribunal Superior de Justicia de Navarra vea los recursos a la sentencia de la Audiencia de Navarra que los condena a nueve años de prisión por abusos sexuales. 

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios