José Mercé y Tomatito | Crítica

Dos gigantes del flamenco

  • El próximo viernes sale a la venta el nuevo disco de José Mercé con la guitarra y la producción de Tomatito

Tomatito y José Mercé durante la grabación del disco en el estudio que tiene el guitarrista en Aguadulce. Tomatito y José Mercé durante la grabación del disco en el estudio que tiene el guitarrista en Aguadulce.

Tomatito y José Mercé durante la grabación del disco en el estudio que tiene el guitarrista en Aguadulce. / Grupo Joly

Dos gigantes de la escena jonda se unen en este De verdad, el cantaor José Mercé y el guitarrista Tomatito, que ejerce además de productor del disco. Hacía mucho tiempo que Tomatito no ponía su guitarra al servicio del cante. No tanto como dice la nota de prensa, “desde la muerte de Camarón”, pero mucho. Hace dos décadas hizo algunas giras con Enrique Morente. Y registró al menos un disco con Pansequito Como los gitanos éramos (1993). En todo caso, aquí lo tenemos para secundar, magistralmente, la voz de Mercé. Como ya había hecho, parcialmente, en Mi única llave (2012), la entrega anterior de Mercé, donde el almeriense acompañaba al cantaor en las Bulerías del pañuelo.

Portada del nuevo disco de José Mercé y Tomatito. Portada del nuevo disco de José Mercé y Tomatito.

Portada del nuevo disco de José Mercé y Tomatito.

Jerez es una rumba con estribillo poderoso y el piano de Caramelo en la que José Mercé homenajea a su ciudad natal. El taranto es, en su primera parte, un prodigio de concisión y claridad, aunque los efectos de sintetizadores y batería de la segunda le restan fuerza al cante. La granaína, en su sencillez y naturalidad, es uno de los mejores temas de esta obra, con un Mercé pletórico, clásico y desbordante. Lo fandangos de Huelva incluyen los consabidos estribillos. Las bulerías por soleá presentan un perfil clásico inspirado en Juan Mojama aunque también incluyen estribillos corales masculinos. La seguiriya, uno de los estilos bandera de Mercé, es un tema muy tenso y rítmico con los jaleos del Bo. Son cantes clásicos, en letra y música, compuestos por Manuel Torre, aunque aquí se nos presenten con la firma de Kiki Cortiñas. Lo mismo podemos decir del taranto, la bulería por soleá, los fandangos de Huelva, las alegrías y las granaínas: son, en su mayor parte, cantes tradicionales compuestos por Antonio Chacón y María la Moreno, entre otros. Lo que pone Cortiñas en estos números es la letra y los arreglos.

La seguiriya es lo mejor, junto a la granaína, de este disco. Las alegrías son una descarga de energía y vitalidad con mucho sabor gaditano. Los tangos son uno de los dos temas que firma para esta obra Agujeta Chico. El otro se llama María y es una de las dos bulerías que incluye De verdad. Es un cante romanceado de potente estribillo en el que el cantaor y el guitarrista dan fe de su virtuosismo rítmico. Al fin y al cabo se trata del estilo estrella de ambos intérpretes. Buscando la verdad es una canción por bulerías firmadas por Kiki Cortiñas, yerno de Tomatito. El guitarrista firma la producción de esta obra, así que todo queda en familia. Lola es una zambra compuesta como homenaje a Lola Flores.Se trata por tanto de un disco con dos perfiles: uno más clásico, el representado por taranto, granaína, seguiriya y, en buena parte, fandangos de Huelva, alegrías y bulerías por soleá. Y otro más contemporáneo, aunque ya está inscrito también en el clasicismo flamenco: la zambra al estilo del Caracol de los años 40 y los tangos, rumba y bulerías al estilo el Camarón de los años 80.

Este es el decimocuarto disco del cantaor jerezano, decimoquinto si contamos con Carmen (1983), del que hablaremos más adelante. José Mercé (Jerez de la Frontera, 1955) se inició discográficamente a finales de los setenta con Bandera de Andalucía (1977) obra producida por José Manuel Caballero Bonald. Ha contando entre sus colaboradores con las lloradas guitarras de Enrique de Melchor y Moraíto. Vicente Amigo le compuso y produjo Del Amanecer (1998), el disco con el que alcanzó los mayores niveles de popularidad. E Isidro Muñoz le compuso los grandes éxitos de principios del siglo XXI, con los que logró varios discos de platino: Aire (2000), Lío (2002), etc.

La colaboración de José Mercé con Tomatito se remonta al disco Verde junco (1983), segundo de los de flamenco de José Mercé, en donde el guitarrista almeriense hace de segunda guitarra. La obra estaba producida por Manuel Sánchez Pernía. En realidad se trataba del tercer disco de Mercé porque el segundo, aunque no conste en las biografías oficiales del cantaor, fue Carmen (1983), también compuesto por Sánchez Pernía y que era una obra de copla de la época.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios