Cultura

Dudamel debuta en el Teatro Real al frente de la Filarmónica de Viena

  • Al maestro venezolano le "encantaría" dirigir ópera en el coliseo madrileño y destaca el "misterio acústico" que posee este recinto

Gustavo Dudamel, ayer en el Teatro Real de Madrid. Gustavo Dudamel, ayer en el Teatro Real de Madrid.

Gustavo Dudamel, ayer en el Teatro Real de Madrid. / juan carlos hidalgo / efe

Gustavo Dudamel no es nuevo en Madrid pero sí en el foso del Teatro Real, desde donde dirigirá el próximo día 13 a la Filarmónica de Viena, un debut que afronta "encantadísimo" porque, habituado a escenarios contemporáneos como el Auditorio Nacional, adaptarse al "misterio acústico de un teatro clásico como éste" le parece "emocionante". "La arquitectura moderna se adecúa a la acústica, esto es mucho más especial", asegura. Con este concierto, cuyo programa se compone de dos obras "revolucionarias" en su tiempo, la Sinfonía Fantástica de Berlioz y el adagio de la Sinfonía nº 10 de Mahler, se clausura la quinta edición de Formentor Sunset Classics, organizado por Barceló Hotel Group y que por primera vez sale de su sede, Mallorca.

Dudamel recordó ayer que comenzó su carrera en el Sistema Nacional de Orquestas y Coros Juveniles e Infantiles de Venezuela, creado por un hombre "visionario" en 1975, que abarcó cada una de las pequeñas comunidades de Venezuela y que "no tiene nada que ver con las circunstancias" que vive ahora su país. En este sentido, señaló que aunque "nadie está exento de la situación política y social, que ha tocado a todas las familias", siguen ingresando menores en el Sistema porque "hay que seguir dando a los niños cultura".

Dudamel, que cumplirá 37 años el 26 de este mes y cuenta con el Premio Príncipe de Asturias de las Artes 2008, subrayó su "dilatada relación" con la Filarmónica de Viena, "una de las primeras grandes" a las que dirigió hace ya "más de diez años", con la que ofreció el concierto de Año Nuevo de la capital austríaca en 2017 -"uno de los placeres que te da la vida"- y con la que después de Madrid actuará en Barcelona, Múnich, Ciudad de México, Bogotá, Buenos Aires y Santiago de Chile. "Trabajar con la Filarmónica de Viena es un infinito placer", dijo quien se enorgullece de formar parte "de una de las familias más emblemáticas del mundo por su tradición" y de haber aprendido "muchísimo" de sus músicos. El venezolano, que reconoció que le "encantaría" dirigir una ópera en el Real, mantiene una gran relación con España y está casado con la actriz María Valverde.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios