Cultura

Rinat Shaham cantará en hebreo 'Jeremías' de Bernstein

  • La mezzo israelí participa en el estreno por la ROSS de la 'Sinfonía nº 1' del compositor americano

La mezzosoprano Rinat Shaham (Haifa, 1980). La mezzosoprano Rinat Shaham (Haifa, 1980).

La mezzosoprano Rinat Shaham (Haifa, 1980). / m.g.

La Real Orquesta Sinfónica de Sevilla (ROSS) sigue sumando su talento al centenario del maestro, compositor y pedagogo Leonard Bernstein con el nuevo programa de su temporada de conciertos, que mañana y el viernes contará con la dirección musical de su titular, John Axelrod, y la participación de la mezzosoprano israelí Rinat Shaham (Haifa, 1980). La cantante, conocida por los aficionados sevillanos gracias al arranque de la temporada orquestal 2015-16 en el Real Alcázar de Sevilla, en un montaje donde interpretó extractos de la ópera Carmen de Bizet, será un pilar del programa titulado Titanes: Bernstein sobre Mahler sobre Bernstein. En el mismo, Rinat Shaham cantará, en el original hebreo, la parte solista de la Sinfonía nº 1 de Leonard Bernstein (1918-1990), subtitulada Jeremías, y que fue compuesta en 1942 sobre la figura de este profeta bíblico.

Según recordó en un comunicado la ROSS, la Sinfonía nº 1 de Leonard Bernstein es una de sus composiciones más tempranas, ya que sus primeros borradores datan del verano de 1939, poco después de su graduación en Harvard. Orgulloso de su origen judío, Bernstein se volcó en el estudio de su religión, a la que aludiría en más de una ocasión en sus creaciones musicales. A pesar de su denominación de sinfonía es una obra que perfectamente podría considerarse una cantata, al incluir una mezzosoprano.

La sinfonía 'Titán' de Gustav Mahler centra la segunda parte del programa de abono

Es la primera vez que la ROSS interpreta Jeremías y supone todo un lujo contar en este debut con Rinat Shaham, que se formó en el Curtis Institute of Music (el mismo centro estadounidense donde Leonard Bernstein estudió dirección) y se curtió en sus inicios en los roles de Cherubino en la Ópera de Vancuver, Zerlina en la Ópera de Filadelfia, o Dido en el Festival de Aix-en-Provence. Desde entonces trabaja con los principales directores, orquestas y teatros del mundo, como demuestra su aplaudido papel de Judith en El castillo de Barba Azul, con la Filarmónica de Berlín y con la Orquesta Filarmónica de Londres, bajo la dirección de Sir Simmon Ratle.

La inclusión de la voz humana en la sinfonía fue un hallazgo de Beethoven en su Novena, aunque quien explotó más a fondo este recurso sería una figura tan admirada por Bernstein como Gustav Mahler (1860-1911), el autor de la segunda parte del programa con su Sinfonía nº 1 subtitulada Titán.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios