Provincia

La Policía lleva a casa a un hombre ebrio y encuentra 200 plantas de marihuana

  • Lo que empezó siendo un servicio humanitario acabó con un golpe al tráfico de drogas

  • La intervención se produjo hace unos días en una vivienda de Camas

Control de la Policía Nacional en la entrada de Camas. Control de la Policía Nacional en la entrada de Camas.

Control de la Policía Nacional en la entrada de Camas. / Antonio Pizarro

Un servicio humanitario que se convirtió en otro contra el narcotráfico. La Policía Nacional encontró hace unos días más de 200 plantas de marihuana en una vivienda de Camas. Lo hizo después de auxiliar a la persona que reside en la casa, un hombre de 68 años al que los agentes vieron por la calle con claros síntomas de embriaguez y decidieron ayudarle. 

Antes de eso, los policías, de la comisaría local de Camas, pararon e identificaron al hombre cuando caminaba por la calle. Al ver que no podía ir a su casa por sus propios medios, y temiendo que pudiera caerse y hacerse daño, le ofrecieron llevarlos ellos en el patrullero. El hombre aceptó la oferta y se montó en el vehículo de la Policía, que lo trasladó hasta su domicilio, en la calle Dolores Chaves de Camas.

Una vez allí, los agentes acompañaron al hombre hasta la casa y enseguida se percataron del fuerte olor a marihuana que salía de la vivienda. Los policías descubrieron que había más de 200 plantas, además de los útiles para el cultivo de las mismas, como focos, extractores o aparatos de aire acondicionado.

El dueño de la casa, el hombre al que los policías acababan de auxiliar, fue detenido como presunto autor de un delito contra la salud pública. El arrestado alegó que las plantas no eran suyas, sino de otras personas a las que había alquilado la planta superior de la casa.

La intervención la hicieron dos policías de los Zetas, como se conoce popularmente a los radiopatrullas de la Brigada de Seguridad Ciudadana. Al día siguiente se hizo cargo el Grupo de Policía Judicial de Camas, que ha abierto una investigación para determinar el destino de las plantas.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios