El futuro de Fabián en el Betis

Fabián, el reto de Serra Ferrer

  • El futuro del centrocampista marca la planificación y los movimientos previos al Mundial

  • Tras perder a Dani Ceballos, el balear trata de convencer al palaciego

El canterano Fabián bromea con el delantero Sergio León, en un desplazamiento del equipo verdiblanco. El canterano Fabián bromea con el delantero Sergio León, en un desplazamiento del equipo verdiblanco.

El canterano Fabián bromea con el delantero Sergio León, en un desplazamiento del equipo verdiblanco. / juan carlos muñoz

Comentarios 3

Los veranos de cita mundialista suelen ser largos, con muchos sondeos en el mercado y escasos movimientos hasta que a los equipos les empieza a apremiar el cierre de sus plantillas. El Betis, con trabajo ya adelantado con los fichajes de Inui, Pau López y Canales, centra ahora su mirada en Fabián, ese canterano que ha crecido exponencialmente y al que tanto Lorenzo Serra Ferrer como Quique Setién quieren en el proyecto del próximo año.

El futuro del palaciego es el primer gran reto de la planificación. Como ya ha venido informando este periódico desde hace semanas, de Fabián dependen los próximos movimientos, ya que los escenarios serían diferentes con una permanencia del centrocampista en el proyecto como también con los casi 30 millones que su salida dejaría en las arcas verdiblancas. El Nápoles ha sido el primer club en dar el paso adelante y mostrarse dispuesto a negociar un traspaso, aunque la prensa italiana volvía a hablar ayer del interés de la Roma, otro de los equipos que maneja excelentes referencias de Fabián. La Juventus, el Barcelona o el Manchester United también han sondeado la situación del canterano, pero, por ahora, sin estrechar el cerco sobre su figura.

La intención del Betis pasa por abordar el futuro de Fabián a la mayor brevedad posible, aunque siempre manteniendo esa incertidumbre que provoca un mercado abierto. La pasada temporada, un recién llegado Lorenzo Serra Ferrer ya trató de convencer a Dani Ceballos para que se quedase en Heliópolis y ahora pretende hacer los mismo con Fabián, al que sí puede seducir tanto con una mejora económica como con el crecimiento experimentado por el Betis, que regresará a Europa el próximo año.

Tras un periodo de calma, los expertos auguran ahora dos semanas de movimientos en el mercado, a la espera de que arranque el Mundial de Rusia, con el que de nuevo los equipos disminuirán su actividad. Ahí se enmarca esa necesidad para Serra Ferrer de conocer el futuro de Fabián y también de reactivar esos primeros sondeos ya realizados sobre jugadores que aparecen como las primeras opciones de su agenda.

Independientemente de la salida de Fabián, lo que llevaría a buscar otro creador más, tanto Serra Ferrer como Setién coinciden en la necesidad de reforzar el pivote defensivo y también el centro de la defensa. Los nombres de Mikel Merino o Leander Dendoncker aparecen como opciones para la medular, aunque ambos con aristas que habría que resolver en duras negociaciones. Para la zaga, Serra ya sondeó la situación de Sidnei, el central del Deportivo, y desde Portugal informaban ayer del interés en Lisandro López, un defensa al que el Benfica, tras su cesión en el Inter, busca una salida en el mercado y al que habría tasado en unos cuatro millones de euros.

También trabajará el vicepresidente deportivo en las salidas. Necesita aligerar efectivos de la plantilla antes de acometer nuevas entradas y una de las situación que tratará de arreglarse es la de Rubén Castro. Tras el escaso protagonismo del canario en la segunda vuelta, su futuro está lejos de Heliópolis, aunque ambas partes necesitan sentarse para aclarar cómo resolverlo. El club puede finiquitar el contrato de Rubén abonando una cantidad ya pactada con la que se liberaría del año de contrato que le queda, aunque la importancia del canario en la historia del club obliga a actuar con tacto en la negociación.

Si el futuro de Rubén parece lejos del Betis, equipos españoles no le van a faltar al punta, tanto de Primera como de Segunda. "Me encantaría contar con Rubén Castro. La salvación ha sido un sueño, un milagro hecho realidad", aseguró en Canal Sur Radio un eufórico Luis Oliver nada más certificar la permanencia del Córdoba en la categoría de plata. El empresario navarro fue el encargado de reclutar al canario, tras petición expresa de Pepe Mel, para el Betis y ahora pretendería hacer los mismo para el conjunto cordobesista, que quiere comenzar un nuevo proyecto.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios