El Rocío Plata de la Redención para la Reina de las marismas

  • La cofradía del Lunes Santo regala a la Patrona de Almonte un rostrillo que reproduce el original de Muñoz y Pabón donado hace un siglo, cuando se coronó

La réplica del rostrillo de Muñoz y Pabón, realizada en plata de ley. La réplica del rostrillo de Muñoz y Pabón, realizada en plata de ley.

La réplica del rostrillo de Muñoz y Pabón, realizada en plata de ley. / D. S.

Aquel rostrillo desentonaba con el conjunto. Estaba realizado con la plata y las joyas sobrantes de la corona de oro que le impuso el cardenal Almaraz, arzobispo de Sevilla, en 1919. El material argénteo producía un contraste demasiado fuerte con la presea estrenada para este acontecimiento y con las ráfagas de punta redonda -del siglo XVIII- que volvieron a colocarse a partir de entonces. Por tal motivo, hubo que dorarlo. Así recogen las crónicas de la época el origen y transformación de una pieza que suele lucir la Patrona de Almonte cada lunes de Pentecostés. El modelo primitivo del rostrillo diseñado por el canónigo de Hinojos, Juan Francisco Muñoz y Pabón, se recupera ahora gracias a la Hermandad sevillana de la Redención, que mañana regalará esta nueva pieza a la Virgen del Rocío.

La idea surgió a partir de una propuesta de la Matriz de Almonte. “Había mucha ilusión por parte de sus miembros de recuperar la concepción original del rostrillo de Muñoz y Pabón”, comenta el hermano mayor de la Redención, Manuel Cuvillo. Entre ambas corporaciones existe una relación de hermanamiento que cada año se refrenda con una misa en el santuario de la Blanca Paloma. Esta eucaristía se celebrará mañana, cuando se haga entrega del presente.

La cofradía sevillana tiene el “honor” de ser hermana honoraria de la almonteña, la única que posee este título. Los vínculos entre ambas corporaciones van más allá de que sus sagradas titulares compartan idéntica advocación. Esta estrecha relación no podía permanecer al margen del aniversario que comenzó a celebrarse en septiembre: los cien años de la coronación canónica de la Virgen del Rocío. En la corporación del Lunes Santo pronto se hicieron eco del anhelo por que la Patrona almonteña volviera a lucir el modelo original de rostrillo estrenado en aquel acontecimiento. La idea empezó a tomar forma. Sólo había que ejecutarla.

El hermano mayor de la Redención, en el centro, recoge el rostrillo de manos de Fernando Marmolejo. El hermano mayor de la Redención, en el centro, recoge el rostrillo de manos de Fernando Marmolejo.

El hermano mayor de la Redención, en el centro, recoge el rostrillo de manos de Fernando Marmolejo. / D. S.

El taller de Fernando Marmolejo ha sido el encargado de hacerla realidad. Para su ejecución se ha usado plata de ley en su color y piedras preciosas. “Es una réplica exacta del rostrillo original de Muñoz y Pabón”, detalla el hermano mayor de la Redención. La pieza metálica se asienta sobre tisú de oro, como el modelo primitivo. La intención es que la Blanca Paloma lo estrene para su próxima indumentaria, cuando sea vestida por sus camaristas con motivo de la festividad de la Inmaculada.

No es la única pieza de plata en el ajuar de la Virgen del Rocío, que también cuenta con una corona y las ráfagas de puntas de finales del siglo XVIII. Este conjunto lo lució en la procesión extraordinaria que tuvo lugar en agosto de 2013, con motivo del bicentenario del Rocío Chico.

En el nuevo rostrillo, además de Fernando Marmolejo, han participado Javier Anguas, bordador de Pilas que ha confeccionado la pieza textil; y el joyero sevillano Jaime Lacaba. El orfebre Marmolejo ya se encargó en 2011 -cuando se estrenó el manto de Pentecostés bordado por Artesanía Santa Bárbara- de restaurar el rostrillo de Muñoz y Pabón. En aquella ocasión se desmontaron sus piedras preciosas, se limpió y se le dio un baño de oro. El valioso accesorio está expuesto estos días en el Círculo Mercantil e Industrial de Sevilla. Forma parte de una exposición organizada por las hermandades de Gloria y que este año está dedicada al centenario de la coronación de la Blanca Paloma. La muestra puede visitarse hasta el domingo.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios