Educación

Las AMPA públicas llevan a la Fiscalía la falta de profesionales en Educación Especial

  • Pedirán que se abra una investigación al "vulnerarse" los derechos de estos alumnos

  • Educación asegura que la partida para monitores aumenta en siete millones para 2021

Alumnos de un centro de Educación Especial. Alumnos de un centro de Educación Especial.

Alumnos de un centro de Educación Especial. / Belén Vargas

Fampa Sevilla Nueva Escuela, la federación de Ampas públicas de Sevilla, denunciará ante la Fiscalía Provincial la situación de "abandono y desamparo" en la que, a su juicio, se encuentra el alumnado con necesidades específicas de apoyo educativo por parte de la Consejería de Educación y Deporte.

Según la federación, estos niños -"que suponen uno de los grupos con mayores riesgos de exclusión social"-, están viendo vulnerados sus derechos a una atención e integración educativa real y plena, debido a la falta de monitores, profesores terapéuticos, de audición y lenguaje, profesionales técnicos de integración social ydictámenes de escolarización pendientes de resolver por la sobrecarga del escaso personal de orientación educativa.

Situaciones que, según Fampa Nueva Escuela, se agravan para los niños más dependientes (en el caso de los de necesidades específicas de apoyo educativo discapacitantes), que en algunos casos no pueden acudir con normalidad a sus centros y dependen de la disponibilidad de sus padres para recibir la atención que necesitan.

Por todos estos motivos, y amparada en el auto del Fiscal Superior del Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA), en el que se instaba en 2016 a la Junta a “salvaguardar de forma clara, precisa y sin limitación alguna “los derechos de los menores”, la federación de AMPA púbicas denunciará ante la Fiscalía la inacción de la Administración

Por ello, solicitará que se abra una investigación, ya que Fampa Nueva Escuela entiende que se están vulnerando los derechos que el propio ordenamiento jurídico garantiza al alumnado con necesidades específicas de apoyo educativo.

La respuesta de la Junta

La Consejería de Educación y Deporte, por contra, responde a estas críticas defendiendo que la partida para monitores de Educación Especial ha aumentado en siete millones en los presupuestos de 2021, hasta llegar a los 20 millones, más de un 53% de subida. También la hace la de monitores para discapacitados auditivos, que se incrementa casi un 20%.

La Agencia Pública Andaluza de Educación también ha elevado su gasto en Educación Especial en 7,5 millones. Además, los centros de esta tipología tienen un programa específico de infraestructuras dotado con siete millones de euros, por lo que el incremento real es de 22 millones, más de un 5%. 

El departamento que dirige Javier Imbroda incide en el refuerzo extraordinario de la plantilla por el Covid-19 para el curso 20/21, que contempla la incorporación de 152 Ptis (personal técnico de integración social). Además, este año se han creado 144 unidades nuevas de Educación Especial.

En este sentido, recuerda que entre 2016 y 2018, es decir, los tres últimos presupuestos del gobierno socialista de la Junta, el aumento total fue de 34 millones en Educación Especial: 304,4 millones, 318 y 338 millones. El incremento del primer presupuesto en Educación Especial del actual Gobierno fue en 2019 de 37,7 millones, es decir, tres millones más que la subida acumulada de tres años del anterior Ejecutivo andaluz.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios